Vídeo: Telemadrid | Foto: TELEMADRID

Los técnicos aconsejan proteger el contador del agua de las heladas

Estos días con temperaturas en toda la región de Madrid en algunos casos de hasta varios dígitos bajo cero muchas tuberías de agua, literalmente, se congelan: Atascos, reventones de canalizaciones y contadores helados son algunos de los efectos de este temporal de frío y nieve.

Las bajas temperaturas, como las que trae la borrasca 'Filomena', pueden causar episodios de congelación y averías en los contadores e instalaciones de agua de las viviendas, sobre todo las unifamilares. El Canal de Isabel II recomienda a sus clientes una serie de medidas para evitar averías y roturas en su instalación interior de agua potable y en los equipos de medida.

Cúmulo de avisos en dos días

Sin embargo, existen algunas precauciones que podemos tomar para proteger, por ejemplo los contadores de agua que están al exterior. Telemadrid ha estado con una brigada del Canal de Isabel II, que nos explica lo que podemos hacer ante heladas como las que estamos padeciendo. Nos enseña como reparar un contador de agua en una vivienda que se ha helado por el frío y nos dan consejos para evitar que la instalación se congele.

Pero si se ha helado, “Hay que descongelar el contador y se puede hacer con un soplete e incluso con un secador”, dicen los técnicos.

El Canal de Isabel II ha recibido por esta circunstancia 419 avisos en un solo día y más de 200 en otro. Casi 700 avisos en sólo dos días, el 6 y 7 de enero.

Cómo ‘abrigar’ el contador de agua

Los técnicos aconsejan proteger el contador de las heladas empleando algunas medidas fáciles: “Hay que comprar un poco de corcho-pan y ponerlo en el cajetín por detrás y por delante, o bien papel burbuja o de periódico metido en una bolsa de basura, por ejemplo, para que no se moje. También se puede poner ropa vieja para evitar problemas”.

Con estas medidas, “podríamos aguantar en condiciones hasta unos menos 11 o 12 grados”, dicen. “Lo ideal es si abrimos el grifo y no sale agua, es no forzarlo”, señalan.

Además de lo anterior, cubrir las tuberías que rodean el contador con espuma de poliuretano, porexpán u otro material aislante ayudará a evitar posibles problemas. Si va a estar fuera de su domicilio durante un período prolongado y, por tanto, el agua de la instalación interior no va a correr, es recomendable cerrar la llave de entrada de agua y vaciar la instalación interior: así se evitan roturas por congelación. Si se produce una congelación en el contador y la vivienda queda sin suministro de agua, no debe forzarse la llave de paso.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Hielo