La calle Carretas se ha convertido en un nuevo punto negro de la prostitución

La calle Carretas se ha convertido en un nuevo punto negro de la prostitución

Los vecinos de la zona de Sol se quejan de que la prostitución callejera se está extendiendo por diversas calles del centro y las que ejercían en la zona de Montera se están marchando también a calles próximas. De hecho, la calle Carretas se ha convertido en un nuevo punto negro de la prostitución en el centro de Madrid.

La peatonalización de la zona y las obras de ampliación del metro de Gran Vía han hecho que las prostitutas se extiendan desde la plaza de Jacinto de Benavente hasta Carretas y a las zonas aledañas en busca de clientes.

Dependiendo de las horas del día, las mujeres que ejercen allí la prostitución son de diferentes edades y nacionalidades.

Mejores Momentos

Programas Completos