Policía y bomberos impiden una ocupación en el barrio de Ciudad Lineal

Policía y bomberos impiden una ocupación en el barrio de Ciudad Lineal

Policía y bomberos pudieron frenar en la madrugada del miércoles un intento de okupación en una vivienda de la calle Ezequiel Soana, en el barrio de Ciudad Lineal.

Los bomberos tuvieron que derribar la puerta para sacar a los okupas del interior de la vivienda, ante su negativa a salir a pesar de las advertencias de los agentes de la policía. Una de las hijas del propietario de la vivienda fue la que descubrió que habia alguien dentro.

Cuatro okupas detenidos

Todo sucedió cuando una de las hijas de Teodoro, el propietario de la vivienda, intentó acceder al piso. Antes de abrir la puerta, se percató de ruido en su interior y se dio cuenta de que había sido okupado. Llamó a la policía y los agentes intentaron convencer a los okupas de que salieran del edificio. Ante su reiterada negativa, llamaron a los bomberos, quienes echaron la puerta abajo.

Finalmente la policía detuvo a cuatro personas y les condujo hasta la comisaría de Ciudad Lineal, acusados de hallanamiento de morada.

"Los okupas entraron sin forzar la cerradura. Tenían llaves del piso"

El priopietario del piso, que está en venta, tuvo que viajar hasta allí en la madrugada del miércoles desde Cáceres. Su hija le alertó de lo que estaba sucediendo. Al llegar, a las 2 de la madrugada, ya había pasado todo y el piso estaba libre. "La llave no fue forzada. Entraron con llaves que ellos tenían", ha comentado Teodoro, que aún se emociona al pensar que podría haber perdido su vivienda, recién reformada y a la venta.

Ahora, dice, aún con el miedo en el cuerpo "tendré que hablar con la agencia, cambiar la cerradura e instalar alarmas hasta que se venda".