Díaz Ayuso: "Puede pasar que Ciudadanos pacte con el PSOE"

La candidata del PP a la presidencia de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha manifestado en una entrevista con Juan Pablo Colmenarejo en el programa Buenos Días Madrid de Onda Madrid que aún no se ha sentado con Ciudadanos para hablar sobre posibles acuerdos y reconoce que puede pasar que Ciudadanos pacte con el PSOE.

“Es muy pronto -asegura-, primero quiero hablar con ellos para saber qué modelo es mejor. Por respeto a sus votantes y a los nuestros, hay que hacerlo con calma para que los madrileños paguen menos impuestos, que los autónomos y comerciantes sigan creando trabajo, que se pueda elegir colegio u hospital y dejar que Madrid siga siendo un territorio de libertad”.

Para Díaz Ayuso no se trata tanto de escaños, sino más de políticas y de buscar consenso: “Que el madrileño sienta que el esfuerzo ha merecido la pena”.

Escuchar a los votantes

En cuando a negociar con Vox, “quiero que el votante de Vox sienta que es escuchado porque, si gracias a sus votos soy su presidenta, tengo que recompensar a ese votante”. Sin embargo, reconoce que hay temas que rechaza de plano, “como el debate autonómico, el de las armas, el del supuesto adoctrinamiento en los colegios de la Comunidad. Creo que muchas de las políticas que defiendo son compatibles con el votante de Vox como la libertad educativa o a las familias numerosas”.

Puede que Ciudadanos pacte con el PSOE

Reconoce Díaz Ayuso que puede pasar que Ciudadanos pacte con el PSOE: “Sin embargo, creo que el socialismo y el liberalismo chocan de plano y no llego a entender cómo se podrían entender”. En el Ayuntamiento de Madrid, la candidata a la Comunidad cree que "sería un fraude" que Ciudadanos cambiara de pareja de baile.

El PSOE habla de coaliciones de perdedores, en referencia a que no va a gobernar la lista más votada, Díaz Ayuso afirma que “después de tantos años lanzando ese guante y perdiendo Ayuntamientos sin piedad, llega la hora de que les pase a otros”.

La candidata reconoce que siempre pensó que iba a ser la nueva presidenta regional, “nunca perdí la esperanza. La última semana tuvimos una remontada tremenda”, y que no hubiera dejado la política en caso de perder.

Sobre Pablo Casado, no cree tanto que con sus votos hayan salvado los muebles del líder popular, sino más bien que “llevamos diez meses desde el Congreso, donde los afiliados le pidieron a Casado que renovara la organización. Y los ciudadanos en las urnas, le han dicho que lo haga pero desde la oposición. Necesita un tiempo para hacer el partido a su manera”.