La calle con más solera de Alcalá

Aquí en Madrid

| 14.09.2015

Es la calle más importante de una ciudad de nuestra Comunidad de Madrid que ha sido declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

La calle Mayor, o Antigua judería de Alcalá de Henares, que recorre desde la plaza de los Santos niños hasta la plaza de Cervantes, es la arteria principal de la ciudad. Es la calle porticada más larga y mejor conservada de Europa. Por ella desfilan cada día los alcalaínos y los numerosos visitantes de la histórica ciudad cervantina.

En esta calle las casas no superan las tres alturas y algunas de ellas todavía conservan las antiguas mirillas de las viviendas judías.

Antiguamente era la calle comercial más importante de Alcalá. Hoy en día todavía se conservan muchos de aquellos comercios tradicionales, como la farmacia Chamorro, que permanece abierta desde 1896. Y, por supuesto, en ella encontramos también la mejor oferta gastronómica. Nadie puede pasar por la calle Mayor sin probar los dulces más famosos de Alcalá, las tradicionales rosquillas de hojaldre y la típica costrada de la Confitería tradicional Cervantes; o los famosos champiñones y tapas del bar Nino, el más antiguo de Alcalá.