Los precios del aceite se hunden

El campo español también ha visto con buenos ojos la recuperación -como tal- del ministerio de agricultura.

Un sector con peso en nuestra economía y que genera empleo , pero que vive ahogado.

Por ejemplo, en plena campaña de recolección de la aceituna, el precio del aceite se hunde.

Las cooperativas achacan el problema al exceso de oro líquido en el mercado. Por un litro de aceite virgen extra pagamos menos de dos euros y por uno de peor calidad a penas euro y medio.

El sector denuncia que las cotizaciones actuales están muy por debajo de los costes de producción.

Pero a pesar de esta caída de los precios, la producción de aceite sigue siendo uno de los fuertes de nuestro país y eso se debe al mimo con el que nuestros productores tratan el fruto. Hemos estado en una de las fincas que estos días trabaja a pleno rendimiento.