Mas de mil personas siguen evacuadas por el incendio de La Gomera

Los trabajos de extinción del incendio forestal que afecta a La Gomera avanzan con más optimismo gracias al descenso de temperaturas y el cambio en el viento, a la actuación de más medios aéreos y a los trabajos en tierra, pero se descarta que al menos en las próximas 24 horas se pueda hablar de control. El perímetro del incendio abarca actualmente 1.088 hectáreas y siguen unas 1.100 personas evacuadas, la mayoría del municipio de Vallehermoso, en cuyas cumbres se localiza el frente más activo, que avanza ladera abajo con bastante más lentitud que ayer gracias a que va contra el viento, informó en rueda de prensa el consejero de Economía, Hacienda y Seguridad del Gobierno de Canarias, Javier González Ortiz.

La menor violencia del fuego y el continuo "carrusel" de descargas aéreas en ese frente ha permitido la entrada de brigadas desde tierra para rematar el trabajo de las aeronaves, aunque con suma precaución por parte de sus efectivos, que de hecho sufrieron un incidente por la noche que les obligó a salir "a escape", relató el director de servicio de Seguridad y Emergencias, Humberto Gutiérrez.

MAS MEDIOS AÉREOS

En ese frente norte se concentra la actuación de los medios aéreos, cuatro helicópteros y cinco hidroaviones, a los que se sumarán a partir de las tres de la tarde otros dos hidroaviones ofrecidos por Marruecos y que ya han llegado al archipiélago. Además, un helicóptero de la Guardia Civil coordina el tráfico aéreo, con el que se persigue mantener un carrusel continuo de descargas sobre el fuego desde el orto al ocaso, gracias también a que todos los aparatos cuentan con doble tripulación. En tierra trabajan unas 180 personas en cada turno de doce horas, entre brigadas forestales y efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME).

Aunque las previsiones meteorológicas son positivas, con una entrada definitiva de los alisios mañana y el consiguiente aumento de la humedad, Humberto Gutiérrez descartó "absolutamente" un posible control del incendio en las próximas horas, pese a la lentitud del avance del fuego en el frente más activo, que va contra la pendiente y contra el viento del norte y del noroeste. Helicópteros y aviones también actúan en puntos calientes del resto del área que abarca el incendio cuando hay peligro de que las llamas se reactiven.

La relativa estabilización de las llamas en el resto del área ha permitido el regreso a sus casas de la mayoría de los evacuados el lunes, entre ellos los habitantes de Valle Gran Rey, que ya pueden acceder por carretera con acceso controlado por la Guardia Civil.

En ese municipio, siguen evacuados solamente los habitantes de las 39 viviendas a las que alcanzó el fuego, veinte de ellas muy afectadas y el resto con distintos daños. Además de los habitantes de estas viviendas y de unas mil personas en Vallehermoso, siguen evacuados los vecinos de Las Hayas, Banda de Rosas y Los Loros.

DESALOJADOS

De los desalojados, permanecen en el albergue de San Sebastián de La Gomera 114 personas y en el de Valle Gran Rey 71. Humberto Gutiérrez relató que durante la noche, se intentó franquear desde tierra el frente norte, pero no se consiguió en la parte noroeste, en la zona superior a Las Hayas. Allí el fuego se metió en un barranco, subió la ladera y obligó a una maniobra de escape a las brigadas.

Aunque por la mañana, con el apoyo aéreo, las brigadas han podido regresar a esa parte noroeste del frente, el avance del fuego sobre una zona topográficamente más complicada no permitirá su permanencia, de manera que ahí el incendio seguirá activo. Gutiérrez dijo que a lo largo del día se seguirá atacando ese frente, para lo cual las condiciones son favorables por el viento del norte y del noroeste, de manera que la velocidad de propagación no es problemática de momento.

Sobre los daños en el Parque Nacional de Garajonay, Humberto Gutiérrez dijo que han sido significativos, especialmente en el sur, aunque "la parte más noble", el bosque de galería, es la menos afectada.

DECRETO CONTRA INCENDIOS Y SOBRE REFORESTACIÓN

El ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, ha anunciado hoy que el Gobierno ultima un decreto-ley sobre acciones de recuperación de los espacios afectados por incendios forestales, limpieza de montes y ante posibles riesgos por sequía y pedriscos. Arias Cañete ha hecho este anuncio a los periodistas tras asistir al sepelio del brigadista de 41 años fallecido en el incendio de La Torre de les Maçanes (Alicante), que se celebra en La Pobla del Duc (Valencia), su localidad natal.

El decreto no está cerrado, según ha explicado el ministro, que ha reconocido que la campaña veraniega está siendo "complicada" debido a la "intensidad espectacular de incendios".Una vez "esté enfocada la campaña" y haya una "panorámica completa de cuál ha sido el impacto del fuego en el territorio español" se podrá cerrar la redacción del mismo, ha añadido. Éste contempla, según Arias Cañete, medidas habituales de limpieza y regeneración de espacios, créditos del ICO, exención del IBI y moratoria de la Seguridad Social.

Estas iniciativas "dependen mucho de la disponibilidad presupuestaria, de los convenios que se firmen con las comunidades autónomas y de cuál sea el alcance de los daños causados por incendios en España", ha agregado. Al citado sepelio han asistido también el president de la Generalitat, Alberto Fabra, el presidente de Les Corts Valencianes, Juan Cotino, la diputada autonómica de Compromís Mireia Mollà o la portavoz del PSOE en el Congreso, Soraya Rodríguez, entre otras autoridades y representantes políticos.