Unas religiosas de Madrid piden ayuda para poder dar de comer a los ancianos pobres

Sus necesidades más urgentes: la compra de leche, verduras, hortalizas y frutas

sociedad

| 24.04.2012 - 19:26 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Las Hermanitas de los Pobres de Madrid han hecho un llamamiento solicitando ayuda ante algunas de sus necesidades más urgentes como la compra de leche, verduras, hortalizas y frutas con el objetivo de desarrollar su obra de la que se benefician diariamente decenas de ancianos de todas las razas, culturas y religiones que no reciben prestaciones económicas o mínimas.

Según han indicado las hermanas, que viven de la Providencia, cada día gastan 25 litros de leche así como toda clase de productos lácteos para los postres --natillas, yogures, cuajadas, flanes, y algunos sin azúcar para los diabéticos-- que elaboran para las personas que acuden a su congregación a comer.

Además, resaltan que todos los sábados acuden a Mercamadrid a pedir verduras, hortalizas y frutas, pero indican que, cuando no tienen nada para darles, tienen que comprarlos.

Asimismo, explican que también reciben ayudas del Banco de Alimentos pero "son escasas".

Por otro lado, apuntan que a los gastos de alimentación se suman los de mantenimiento del edificio donde viven en el que tienen una avería de calefacción para la que les han dado un presupuesto de unos 5.000 euros y otra en uno de los acumuladores de agua caliente que les repararán por 7.000 euros.

Por todo ello, las Hermanitas de Madrid llaman a las personas que puedan y deseen contribuir con su labor a que lo hagan a través de la cuenta bancaria 0075 0103 04 0601566796 abierta en el Banco Popular en la que se deberá especificar el concepto 'Campaña Alimentos'.

Las Hermanitas de los pobres de Madrid es una orden que fue fundada por santa Juana Jugan que cimentó su obra sobre el desafío evangélico de vivir al día y rechazar toda renta fija, abandonándose confiadamente a Dios, según ha informado el Arzobispado de Madrid.