Taxistas solidarios acompañan a niños al hospital sin cobrar

Son voluntarios del hospital Sant Joan de Déu y dedican su día libre a transportar a familias vulnerables

Los niños creen que son sus ángeles de la guarda, pero ellos dicen que sólo aportan "un granito de arena"

sociedad

| 29.07.2016 - 11:13 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Muchos dicen que son ángeles de guarda, pero ellos niegan tal cosa porque opinan que “esto es sólo un granito de arena en un enorme desierto”. Son taxistas de Barcelona que en sus días libres acompañan a niños enfermos al centro sanitario donde deben acudir para largos tratamientos. Niños cuyas familias están en paro o tienen problemas económicos.

Son ya 48 los profesionales del Taxi que no cobran la carrera para traer y llevar a los niños enfermos que tienen dificultad para desplazarse desde sus casas hasta el Hospital Sant Joan de Déu.

'¿DÓNDE TE ACOMPAÑO?'

El 1 de octubre de 2013, Ángel, un taxista de Barcelona, inició un proyecto de voluntariado con el hospital Sant Joan de Déu, del que enseguida se contagiaron 40 compañeros de profesión, una cifra que ha ido aumentando hasta los actuales 48 taxistas.

Es el proyecto '¿Dónde te acompaño?' Un día Ángel, coincidió en su vehículo con una familia a la que llevaba desde el hospital hasta el Aeropuerto. Su situación de vulnerabilidad, las combinaciones de transporte complejas y como no, la aparición de una enfermedad infantil, hicieron que el taxista pensara que tenía algo que aportar: su profesión.

A través de esta idea, surge la red de taxistas voluntarios del Hospital de Sant Joan de Déu, los cuales ceden su día libre para realizar aquellos trayectos que necesiten familias en situación de vulnerabilidad, tal y como nos lo cuenta Miguel Comeche, uno de los taxistas voluntarios del Hospital Sant Joan de Déu.

Pero la solidaridad de los taxistas voluntarios ha ido más allá y el año pasado, por ejemplo, llevaron a cabo la venta de un calendario y donaron la recaudación de más de 6.000 euros para la investigación de enfermedades raras que afectan a los niños.

Las familias y niños, los médicos de los mismos y los de todo el equipo científico de hospital mostraron a los taxistas voluntarios su agradecimiento y les entregaron un "corazón de oro" como reconocimiento.