Se investigan las causas de la explosión en Buenos Aires

El jóven que realizó la fotografía del supuesto meteorito ha reconocido que es falsa

Se baraja la hipótesis de la explosión de gas

sociedad

| 27.09.2011 - 12:31 h

Luz Fraile

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La policía científica y los bomberos de Buenos Aires están analizando los restos de la explosión que sacudió un barrio cerca de Buenos Aires durante la madrugada del lunes. La causa sigue siendo un misterio, los argentinos hablan desde chatarra espacial, a meteoritos, pasando por una fuga de gas.

Pero imaginaciones a parte, lo cierto es que el jóven que realizó una fotografía donde se aprecia una bola de fuego cayendo desde el cielo, ha declarado ante la policía reconociendo que es falsa. El minuto de gloria le puede suponer una acusación de falso testimonio. Sin embargo muchos vecinos continuan asegurando que vieron algo caer del cielo, incluso otros, como una mujer que ha salvado la vida de milagro, ha contado que unos minutos antes de la tremenda explosión escuchó como si cayeran piedras en el tejado de su casa.

La deflagración ha destruido totalmente dos viviendas, un negocio y varios vehículos. Una mujer de 45 años ha muerto y otras 9 personas están heridas. La hipótesis que manejan las autoridades argentinas es que la causa ha sido una explosión de gas. Según ha señalado Ricardo Casal, Secretario de Justicia y Seguridad de Buenos Aires, los técnicos no han encontrado ningún crater, pero si un origen claro de la explosión. Se trataría de una bombona de gas de 45 kg, una cañeria y un horno de pizzas que han quedado totalmente destruidos.

Por su parte la Nasa se ha apresurado a desmentir la caida de alguno de sus satélites, el UARS, que cayó de forma descontrolada a la Tierra el pasado viernes, lo hizo sobre el Pacífico según la Agencia Espacial Norteamericana.

Pero ante tanto misterio, los argentinos no se fían, el rumor de un meteorito gigante ha corrido como la pólvora y muchos por si acaso siguen mirando al cielo.