Santander pide la declaración de zona catastrófica por el temporal

Más de 50 efectivos buscan al joven desaparecido por un golpe de mar en Lugo

El mar revienta el asfalto en el puerto de Cariño en La Coruña y derriba un muro en San Cibrao, en Lugo

Tráfico pide extremar la precaución por la nieve, que obliga a usar cadenas en una veintena de puertos

sociedad

| 03.02.2014 - 08:26 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El Ayuntamiento de Santander va a solicitar este mismo lunes al Gobierno central la declaración de zona catastrófica para hacer frente a los cuantiosos daños causados por el temporal en todo el frente marítimo de la ciudad en la noche del sábado al domingo, en la que se registraron olas de hasta diez metros. También solicitará la intervención de Costas en las zonas de dominio público marítimo-terrestre, así como la colaboración del Gobierno de Cantabria.

Así lo ha aprobado este lunes la Junta de Gobierno Local, según ha informado en rueda de prensa el alcalde de Santander, Iñigo de la Serna, quien además se ha puesto en contacto con el presidente de la Federación de Municipios de Cantabria y alcalde de San Vicente, Julián Vélez, para proponer que este organismo solicite la declaración de zona catastrófica no sólo para Santander, sino para todos los municipios costeros de Cantabria afectados por el "embate de mar".

Todo ello mientras se mantiene el "nivel máximo de prevención" ante el nuevo temporal que se espera para esta semana, y se trabaja desde distintos frentes para que la ciudad "recupere la normalidad en el menor tiempo posible", así como para ayudar a los negocios, comunidades de propietarios y particulares afectados.

EL OLEAJE DEJA CUANTIOSOS DESPERFECTOS EN SAN SEBASTIÁN

El fuerte oleaje que azotó la madrugada del domingo la costa de San Sebastián causó daños estructurales en los puentes de María Cristina y de Mundaiz, además de originar desperfectos en el del Kursaal y en el de Santa Catalina, entre otras infraestructuras.

La delegada municipal de Infraestructuras y Servicios Urbanos Nora Kalparsoro ha hecho una evaluación de la situación de estas infraestructuras en una rueda de prensa que ha ofrecido junto al alcalde de la ciudad, Juan Karlos Izagirre, un día después de este temporal, uno de los de mayor intensidad que ha sufrido la capital guipuzcoana en los últimos años.

Kalparsoro ha explicado que el puente de Mundaiz es una infraestructura que no cuenta con apoyos en el río aunque sí dispone de estribos, "por lo que las olas, al dar en toda la superficie de abajo consiguieron levantarlo. No fue apreciable, pero consiguieron levantarlo y por eso tiene un daño estructural".

Por otra parte, el puente de María Cristina es "muy antiguo" y la última renovación a la que fue sometido tuvo lugar "hace muchos años", circunstancias que podrían haberlo hecho más vulnerable a "la fuerza de las olas" que, según ha comentado la delegada, "al canalizarse dentro del río" crearon una "masa de agua" cargada de "muchísima energía". "Igual no la altura, pero la fuerza era muy grande", ha aclarado Kalparsoro.

Preguntada sobre los mayores daños sufridos por estos puentes, situados río arriba, a centenares de metros de la costa, respecto a los registrados en el puente del Kursaal, emplazado en la misma desembocadura del Urumea, la representante municipal ha explicado que en esta última infraestructura también "hay daños". "La zona de abajo todavía no se ha revisado, y aunque no sea a nivel estructural, partes de sus piezas se han visto muy dañadas", ha dicho.

EL MAR REVIENTA EL ASFALTO EN EL PUERTO DE CARIÑO EN LA CORUÑA

La fuerza del mar ha provocado numerosos daños en el litoral gallego que ya analizan técnicos del organismo público Portos de Galicia, dependiente de la Consejería de Mar. Por lo que han podido analizar hasta el momento, entre los puertos más perjudicados se encuentran los de Cariño, Corme y Camariñas, en A Coruña y San Cibrao en Lugo, según fuentes del departamento consultadas por Europa Press.

El viento ha soplado este fin de semana con intensidad y las rachas, superiores a los 100 kilómetros por hora y del nordeste, han provocado una mayor afección en la costa de la Mariña de Lugo y de la Costa da Morte, en La Coruña.

Así, en el puerto de San Cibrao, perteneciente a la Autoridad Portuaria de Ferrol-San Cibrao de la red de Puertos del Estado, las olas han provocado que se cayese un departamento -casas de los pescadores y demás profesionales- y se ha venido abajo un muro de hormigón armado.

Este puerto, en el tramo de costa cantábrica que se encuentra entre el Cabo de Bares y Ribadeo, que marca el límite con el principado de Asturias, sirve de apoyo a la actividad industrial de la factoría Alcoa, concesionaria de su gestión administrativa.

BUSQUEDA DE UN JOVEN

Más de cincuenta efectivos, entre Protección Civil, Guardia Civil, Policía Autonómica, Policía Local, bomberos y buzos de emergencia de Cervo, así como otros medios de Salvamento Marítimo y de la Xunta, tratan de localizar al joven de Foz de 15 años, desaparecido por un golpe de mar en la playa de Rapadoira, en la zona del espigón, cuando se había acercado con otro amigo que logró aferrarse a una farola.

El alcalde de Foz, Jorge Castiñeira, sobre esta "tragedia" ha señalado que se está "con los máximos esfuerzos para tratar de localizar a Andrés" y así enumera que hay más de cincuenta efectivos "trabajando en el efectivo terrestre". Al respecto, ha indicado que colaboran "Protección Civil de Foz, bomberos, la Guardia Civil, la Policía Autonómica, Policía Local y los buzos de emergencia de Cervo y los bomberos de Barreiros".

TEMPORAL DE NIEVE Y VIENTO

Buena parte de España se encuentra en alerta meteorológica, sobre todo por nieve, lo que ha obligado a la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) a activar avisos en 20 provincias, todas ellas en el norte y en el centro de la península, donde la cota de nieve se situará en los 600 metros en algunos puntos. Además, otras 10 provincias están en alerta por vientos de hasta 90 kilómetros por hora y fuerte oleaje en las costas.

La predicción de la Aemet destaca como fenómenos meteorológicos más significativos nevadas en cotas relativamente bajas de la península y viento fuerte en zonas de Galicia y de la Cordillera Cantábrica. La cota de nieve bajará en la mitad norte peninsular hasta los 600 metros en las zonas montañosas y los 900 metros en otros lugares, así como entre los 800 y los 1.200 metros en el resto de la Península Ibérica. Las temperaturas diurnas irán en ligero a moderado descenso en la mitad oeste peninsular, y habrá pocos cambios en el resto.

TRÁFICO PIDE EXTREMAR LA PRECAUCIÓN POR LA NIEVE

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha pedido que se extreme la precaución cuando se circule por carreteras con presencia de nieve, a raíz del temporal que azota la Península y que ha obligado a cerrar nueve puertos de montaña y a usar cadenas en otra veintena de la red secundaria.

En la red principal, las cadenas eran necesarias en la N-502, en Avila, en el puerto de Pico a la altura de San Martín de Pimpollar y en la N-110 en Tornavacas (Cáceres). Asimismo, la DGT ha pedido que se circule con precaución por la A-52 en Verin (Ourense) y en vías de Burgos, Zamora y Asturias, especialmente en la AP-66 a la altura de Campomanes, así como en la zona de Madrid, Guadalajara y Toledo.

En cuanto a la red secundaria, las cadenas sonn obligatorias en una veintena de puertos en Asturias, Cantabria, León, Burgos y Navarra, mientras que otros nueve altos permanecen cerrados en Salamanca, León, Burgos, Cantabria y Navarra.