Retrasa su quimioterapia para poder traer al mundo a su bebé

Fue diagnosticada con cáncer de mama a los tres meses del embarazo

La niña ha naecido 12 semanas antes y se encuentra perfectamente

La orgullosa y valiente mamá junto a su bebé

sociedad

| 17.12.2015 - 11:51 h

Álvaro Santos

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Se llama Heidi Loughlin, tiene 33 años y tres hijos. Cuando estaba en el tercer mes de embarazo del cuarto, una niña, le fue diagnosticado un cáncer de mama muy agresivo. Para atacarlo debían darle sesiones de quimioterapia y tuvo que tomar una decisión muy dura. Decidió retrasar el tratamiento para poder tener a su bebé, con los peligros que eso conlleva para su salud y siendo advertida por los médicos, como cuentan en el Daily Mail.

Finalmente, la pequeña ha llegado antes de tiempo, 12 semanas antes. Heidi, que es policía, escribía en su blog que ella y su hija están bien y ya ha empezado su tratamiento. Tiene dos años por delante de dura quimioterapia, pero como habéis visto, es una super mujer.