El Seprona inicia una investigación para determinar causas del incendio de Moguer

Dos de los tres focos del incendio de Moguer ya están perimetrados

Unas 450 personas permanecen realojadas por el operativo de emergencia del incendio

sociedad

| 26.06.2017 - 08:29 h
REDACCIÓN

El jefe de la Unidad Militar de Emergencias (UME), el teniente general Miguel Alcañiz, ha confiado hoy en que el incendio declarado el pasado sábado en Moguer (Huelva), en el entorno del Espacio Natural de Doñana, quede durante el día de hoy "totalmente controlado". "El peligro es que se levante el viento y pueda reavivar los focos, pero somos optimistas, soy bastante optimista", ha señalado Alcañiz en declaraciones a los periodistas.

Más de un centenar de personas y 7 medios aéreos se han incorporado a primera hora de la mañana a las labores de extinción del incendio de Moguer (Huelva) y durante la mañana los aviones y helicópteros han llegado a 14 unidades en la zona, donde más de 200 efectivos trabajan en combatir las llamas.

Cuatro aviones de carga en tierra, un avión de vigilancia y coordinación, seis helicópteros de transporte y extinción y tres helicópteros de gran capacidad darán apoyo a los efectivos terrestres.

También continúan a pie de incendio los 244 soldados enviados desde la Unidad Militar de Emergencia (UME), cifra que le permite mantener el trabajo de dos secciones en línea -100 efectivos entre las dos- durante las 24 horas; trabajan con 12 autobombas y cuatro nodrizas.

Mientras avanzan las zonas controladas de incendio por los distintos operativos, Juan Pedro Castellano, director del Espacio Natural de Doñana, ha asegurado que, en estos momentos, la posible afección del incendio al Parque Nacional es "improbable", dada la evolución del fuego y las barreras establecidas. Castellano, que ha estado en el Puesto de Mando Avanzado, ha indicado, tras apuntar que "el parque nacional está ahora a salvo", que la zona de Doñana que se ha quemado forma parte de la última ampliación de la superficie de parque natural realizada en 2016 y actúa a "modo de colchón" del parque nacional.

Unas 450 personas de las cerca del millar que tuvieron que ser realojadas como consecuencia de la evacuación de más de 2.000 por el incendio permanecen en distintas instalaciones, mientras que ya se ha autorizado el regreso a urbanizaciones e instalaciones desalojadas. Según ha informado el Servicio de Emergencias 112 de Andalucía, de los que permanecen aún realojados, 150 han pernoctado en el polideportivo de Moguer, 270 en el de Almonte y 30 en instalaciones del consistorio almonteño en Matalascañas.

Pese a todo, la mayoría de las personas desalojadas ha ido volviendo a sus lugares de origen al encontrarse en segundas viviendas e instalaciones vacacionales y de recreo. El operativo ha autorizado la vuelta a las viviendas desalojadas en el zona conocida como Bonares en Mazagón, urbanización El Alcor y Poblado de San José.

Permanecen, sin embargo, evacuadas las fincas agrícolas de La Huerta, Angorilla, Avitorejo y Peñuelas, así como el Camping Doñana, el Camping Cuesta de la Barca, el Parador de Mazagón, el Poblado Forestal de Mazagón, Inta El Arenosillo, asentamiento de Las Madres, Centro el Acebuche, Las Posadillas.

Las carreteras de entrada y salida de Matalascañas han quedado completamente abiertas, tras registrar durante este domingo cortes temporales para favorecer el control del incendio y preservar la seguridad de la ciudadanía.

INVESTIGACIÓN URGENTE

El Seprona de la Guardia Civil ha iniciado una investigación para esclarecer las causas del incendio, mientras el ministro de Interior, Juan Ignacio Zoido, ha avanzado que hasta el lugar se han desplazado agentes de Andalucía y de Madrid para "ayudar y determinar lo antes posible la causa del fuego". "Vamos a llegar al límite para saber qué ha pasado aquí y por qué se ha producido este incendio, vamos a exigir que se depuren responsabilidades al máximo", ha advertido la presidenta de la Junta, Susana Díaz.

La dirigente andaluza ha sido tajante al asegurar que desde el Ejecutivo andaluz "no se va a permitir que se recalifique ni un solo metro" incendiado en el entorno de Doñana. El presidente del Gobierno de España, Mariano Rajoy, ha contactado telefónicamente con Díaz para interesarse por la evolución del incendio, una conversación en la que la presidenta le ha trasladado la última hora de este siniestro, ante cuya evolución los técnicos se muestran optimistas.

Asimismo, el primer ministro de Portugal, Antonio Costa, también ha transmitido a la presidenta andaluza un mensaje de "apoyo y solidaridad" ante los momentos que se están viviendo en esta zona de la comunidad.