Más de la mitad de los niños se levanta con sueño por cenar y acostarse tarde

En estos dias de excesos, de comidas y cenas copiosas, no debemos olvidar, que el desayuno es la principal y más importante comida del día. Y estamos de enhorabuena. Un estudio sobre el desayuno de los españoles revela que cada vez empezamos el dia de manera mas saludable. Lo de terminarlo, ya es otra cosa.

sociedad

| 26.09.2012 - 12:17 h
REDACCIÓN
Más sobre: niñosSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Más de la mitad de los niños de 6 a 12 años se levanta con sueño por la mañana por cenar y acostarse más tarde de lo recomendable, según advierte un estudio que subraya además la necesidad de que los pequeños desayunen bien, algo que no hace sin embargo un 10% por falta de apetito o tiempo. Estas son algunas de las conclusiones del estudio "El desayuno y el rendimiento escolar", elaborado por Kellogg's, para el que se han consultado a 251 profesores de colegios públicos y privados -191 de primaria y 60 de educación física-.

Los profesores coinciden de forma mayoritaria en que los alumnos que no desayunan presentan peor rendimiento físico e intelectual, debilidad y falta de energía y menor capacidad de atención y concentración, tal y como ha subrayado, en la presentación del estudio, el director de educación infantil y primaria del colegio Fundación Caldeiro, Javier Fernández Galvín. Incluso, la mitad de los educadores piensa que un mal desayuno provoca también peor comportamiento y menos capacidad para relacionarse con los compañeros.

Pero el 10 % de los niños no desayuna y el 70 % de ese porcentaje no lo hace porque tienen falta de apetito por las mañanas y eso está directamente relacionado, según los expertos, con los hábitos de cena y sueño de la noche anterior.

El estudio constata que cerca del 40 % de los niños de las edades mencionadas cena entre las nueve y las diez de la noche durante el curso escolar, se acuesta entre las diez y once de la noche, y se levanta entre las siete y las ocho de la mañana.

Como consecuencia de estos hábitos, algo más de la mitad de esos niños se levanta con sueño, ha señalado el doctor Estivill, pediatra especialista en sueño y autor de libros como Duérmete niño y ¡A comer!.

Según Estivill, los niños españoles se acuestan un promedio de una o dos horas más tarde de lo que deberían hacerlo, lo que repercute en un sueño más corto y de peor calidad. La causa se encuentra en los horarios que seguimos en España, especialmente los nocturnos, porque las jornadas laborales terminan muy tarde y eso obliga a rutinas "totalmente inadecuadas con respecto al sueño", según el especialista, que aconseja que los niños de esa franja de edad duerman entre diez y once horas.

"El sueño es como un taller -ha continuado-, en el que se da una reparación física y psíquica, imprescindible para tener un día con un buen estado de alerta, capacidad mental para aprender conocimientos y energía para realizar todos los actos que la requieren".

La mitad de los niños que sí desayunan diariamente lo hace en casa o con sus padres o con toda la familia - el escenario ideal para desayunar, pero un 8 % lo hace fuera del hogar y un 15 % desayuna solo, sin la supervisión de un adulto.

El estudio aborda los hábitos de los niños, pero también los de los propios profesores a la hora de desayunar, y el 65 % de ellos considera que esta comida es muy importante en relación a cómo se encuentran durante el día.

Siete de cada diez educadores conocen los alimentos necesarios para un desayuno equilibrado (lácteos, cereales y fruta), pero solamente tres de cada diez realizan un desayuno equilibrado.

El desayuno más habitual de los profesores es el café junto con la tostada y la leche, y la mitad de los de educación física bebe zumo y casi el 20 % consume también cereales.

La pediatra y nutricionista Margarita Alonso ha abogado por cuidar esta comida, que debe aportar más del 25 % de las calorías totales de la dieta.