Madrid es líder en España con el 92% de los pacientes de hepatitis C ya tratados

sociedad

| 27.07.2017 - 13:44 h

Agencias

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

La Comunidad de Madrid ha atendido ya con los nuevos antivirales de acción directa a 16.564 pacientes de los 18.000 diagnosticados de hepatitis C en la región, el 92%, y se sitúa a la vanguardia de España con la publicación del "Libro Blanco de la Hepatitis C", elaborado conjuntamente por médicos y afectados.

Madrid ha invertido 290 millones de euros en adquirir las medicinas de última generación y ya atiende a pacientes "en todos los estadios de la enfermedad", desde la fase inicial (F0) a la fase más avanzada de fibrosis del hígado (F4), ha dicho el consejero de Sanidad, Jesús Sánchez Martos, junto con los responsables médicos y el portavoz de la Plataforma de Afectados, Adolfo García Ortega.

El "cribado activo" de toda la población afectada que está aún sin diagnosticar, con la ayuda de los colectivos LGTBI y asociaciones contra la drogadicción, entre otros posibles infectados que desconocen su situación, es "el paso siguiente para la completa erradicación de esta enfermedad", ha dicho García Ortega en el acto celebrado en La Paz.

Para el consejero, el Libro Blanco presentado hoy supone "un hito mundial; es la primera vez en el mundo que una región sanitaria" realiza este trabajo, fruto del esfuerzo conjunto de especialistas, asociaciones de pacientes y de la Administración, que integran el Observatorio regional de Seguimiento de la hepatitis C creado en 2015.

"PUNTA DE LANZA"

Madrid ha actuado de "punta de lanza en España" al ser la primera región en universalizar el tratamiento, en cumplimiento del punto 33 del programa electoral de la presidenta Cristina Cifuentes para quien "no hay ningún medicamento caro si salva la vida", según Sánchez Martos.

De los 27 hospitales que suministran el tratamiento, ocho ya han completado la lista de pacientes que tenían asignados y se espera que en "los próximos seis meses aproximadamente", entre finales de año y principios de 2018 estén atendidos todos los diagnosticados, según el portavoz de la plataforma de afectados, Adolfo García Ortega.

El Libro Blanco, que está abierto a la consulta en el portal de Transparencia en la web de la Comunidad de Madrid, se divide en seis líneas estratégicas que recogen la planificación de las acciones, y está dirigido a los centros, pacientes de VHC, familiares, cuidadores y a la sociedad en su conjunto.

Además, la Consejería de Sanidad ha puesto en marcha el "proceso asistencial integrado" para coordinar el trabajo de los médicos de Atención Primaria y Hospitalaria, para "mejorar y modificar la prescripción" de cada paciente.

Tras señalar que llegar hasta aquí "no fue fácil", y que lo más importante "son las personas que hacen las cosas, ya que los políticos lo único que hacen es empujar", el consejero ha dicho que el Libro Blanco "es Marca Madrid y Marca España, algo pionero, no lo hay en ningún país del mundo".

Sánchez Martos comparó los 290 millones invertidos por la Comunidad en los tratamientos con los 1.600 millones de euros que hubiera costado trasplantar el hígado a todos los afectados, con el consiguiente aumento en 16.000 personas de la lista de espera para trasplantes, y afirmó que el Plan madrileño contra la hepatitis C es citado como referencia en un máster universitario de Economía.

También ha dicho que el trabajo del Observatorio debe continuar y que la sanidad madrileña ya está cribando a las embarazadas, en un proceso que se irá extendiendo paulatinamente a otros colectivos.