"La transmisión por vía sexual del virus del zika es poco probable, pero no imposible"

El microbiólogo López Guerrero cree que el mayor problema es la falta de síntomas detectables

"La microcefalia de algunos bebés es la consecuencia más indeseable del virus del zika"

La primera vacuna podría estar lista a finales de 2018

sociedad

| 04.07.2016 - 17:25 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?

Hace poco conocíamos que una mujer que vive en Madrid se había convertido en el primer caso en España de contagio del virus del zika por transmisión sexual. La enferma, una mujer de nacionalidad española, resultó contagiada cuando su pareja sentimental regresó de un viaje que había realizado semanas antes a un país de América Latina.

Sobre este caso, primero de transmisión sexual, hablamos con José Antonio López Guerrero, profesor titular de Microbiología en la Universidad Autonóma de Madrid y miembro de la Sociedad Española de Virología.

Para López Guerrero, "la transmisión por vía sexual del virus del zika no es imposible pero si poco probable". No obstante, hay casos como el mencionado que demuestran que la posibilidad existe.

MOSQUITO VECTOR

La vía de transmisión más habitual del Zika es a través de un vector, el mosquito Aedes Aegypti, pero recientemente se ha registrado también un contagio por vía sexual en Texas y otros dos mediante transfusiones sanguíneas, en Brasil. Ambas son formas de propagación del virus poco frecuentes pero que estaban documentadas.

Los Centros de Control y Prevención de Enfermedades estadounidenses (CDC, por sus siglas en inglés) han recomendado que las personas que retornan de países afectados por el virus Zika "utilicen preservativo o se abstengan de mantener relaciones sexuales", al tiempo que señalan que el vínculo entre el virus Zika y la microcefalia en bebés es "cada vez más fuerte", aunque todavía no está demostrado científicamente.

POR TRANSMISIÓN SEXUAL NO ES FRECUENTE, PERO SÍ FACTIBLE

López Guerrero señala que "si se constata que hay una cantidad suficiente del virus activo en la saliva", la posibilidad de transmisión "entraría dentro de lo factible". De momento, subrayan los expertos, no hay suficientes evidencias para determinar la transmisión del virus Zika a través de la saliva u otros fluidos corporales.

Sin embargo, "ahora el virus se está descontrolando y se están descubriendo nuevos mecanismos de transmisión", señala López, quien considera que "el hecho de que se haya constatado que el virus persiste en el semen abre todas las hipótesis".

MICROCEFALIA EN LOS BEBÉS

Cada vez hay más evidencias que van demostrando la capacidad del virus Zika de atravesar la placenta y llegar hasta el feto. Sin embargo, la ciencia sigue siendo incapaz de establecer una relación causal directa entre la infección y la aparición de miles de casos de microcefalia, que se han disparado en Brasil. Para López Guerrero "la microcefalia de algunos bebés es la consecuencia más indeseable del virus del zika" y se necesita seguir investigando para establecer con exactitud la relación

Otro problema del virus del zika es que en el 80% de los casos la infección no presenta síntomas. En esos casos evitar el contagio por vía sexual puede ser más complicado al desconocer que hemos estado infectados por este virus. "El mayor problema con el virus del zika –asegura López Guerrero- es que los enfermos no presentan síntomas detectables".

PUEDE CURSAR SIN SÍNTOMAS

Excepto para los fetos, la enfermedad no es grave por lo que puede pasar inadvertida. En el resto de los enfermos, las señales son fiebre baja o moderada, sarpullido en la piel, conjuntivitis, dolor muscular, cansancio y dolor de cabeza, y aparecen entre tres y 12 días después de infectarse.

De los 158 afectados hasta la fecha hay 21 mujeres embarazadas. Para López Guerrero, “puede haber muchas más personas infectadas sin que tengamos noticias de ello, porque la infección es muy suave. Si no fuera porque afecta al feto, estaríamos hablando de un virus con una sintomatología inferior a un catarro”

La epidemia por el virus de Zika afecta ya a más de 33 países y científicos de todo el mundo se afanan por encontrar una vacuna que pueda controlar esta enfermedad. En Estados Unidos las pruebas podrían estar listas para el año 2018.