La Policía incauta más de 110 kilos de cocaína ocultos en un cargamento de hortalizas

Cocaína

sociedad

| 05.01.2013 - 13:20 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Agentes de la Policía Nacional se han incautado en Murcia de más de 110 kilos de cocaína que se encontraban ocultos en un cargamento de hortalzas. En la operación han sido detenidas siete personas, entre ellas los responsables del transporte y de la distribución de la droga en España y el empresario que pretendía usar su negocio hortifrutícola como tapadera para ocultar el tráfico de sustancias estupefacientes. Los investigadores han solicitado al juzgado de guardia la entrega de la carga de hortalizas a un Banco de Alimentos.

La cocaína, camuflada entre 18 toneladas de vegetales, desembarcó en el puerto de Algeciras procedente de Colombia y fue interceptada en el punto de destino final, la localidad murciana de Sangonera la Seca.

La investigación se inició a finales del año pasado, tras detectarse que un empresario radicado en Murcia se había asociado con un transportista, con antecedentes por tráfico de drogas, para, a través de la constitución de una empresa legal de importación y exportación de vegetales, introducir en España grandes cantidades de hachís y cocaína procedentes de Marruecos y Sudamérica.

SEGUIMIENTO

Fruto de las indagaciones, se confirmó la llegada al puerto de Algeciras de un contenedor con destino a dicha empresa hortifrutícola. Desde ese momento, el cargamento fue vigilado por los investigadores, tanto su desembarco como su posterior traslado en camión hasta la localidad murciana.

Cuando el contenedor fue introducido en la empresa, donde se encontraban todos los integrantes del grupo, los agentes procedieron a la intervención.

Entre la carga de hortalizas se hallaban 52 sacos con un total de 110,5 kilos de cocaína de gran pureza. Además, ha sido requisado el camión con remolque utilizado para el transporte, así como otros tres vehículos y varios teléfonos móviles.

Los siete detenidos están acusados de un delito contra la salud pública. Se trata de un ciudadano dominicano que controlaba la carga en origen y el transporte de la sustancia estupefaciente hasta España, dos ciudadanos colombianos responsables de la venta y distribución en España de la droga, el empresario, uno de sus trabajadores, el transportista y un familiar de este último.

Las investigaciones han sido llevadas a cabo por el Grupo de Estupefacentes de la comisaría de Cartagena, desde donde se ha solicitado al juzgado de guardia la entrega de la carga de hortalizas a un Banco de Alimentos.