La Policía detiene en un año a 270 personas por verter injurias en Internet

sociedad

| 28.01.2012 - 14:55 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

La Brigada de Investigación Tecnológica de la Policía Nacional (BIT) ha detenido en el último año a 270 personas por verter injurias o calumnias en Internet amparadas en el supuesto anonimato e impunidad que ofrece la red, según advierte el inspector jefe de este grupo, Enrique Rodríguez.

Con motivo del Día Europeo de la Protección de Datos que se celebra hoy, la Policía ha querido alertar del aumento de los atentados contra la privacidad de las personas en la red, que han multiplicado las peticiones de ayuda sobre intromisiones o sobre la suplantación de identidades.

Unos riesgos derivados de la masificación del uso de los correos personales, perfiles en redes sociales, páginas propias y uso de datos en distintas páginas de Internet que han incrementado exponencialmente el número de denuncias e investigaciones de la Brigada de Investigación Tecnológica de la Policía Nacional.

Así, el inspector jefe de la BIT advierte de casos en los que se utilizan datos ajenos para obtener lucro económico, como aquellos en los que se requieren transferencias o pagos, y otros cuyo objetivo es dañar a una persona o empresa o su imagen, a través de anuncios o afirmaciones en las que el autor se hace pasar por otro.

Pero también hay casos en que la suplantación y el robo de datos, que suele provenir de un entorno próximo a la víctima -menor de edad, la mayoría de las veces- se realiza en forma de "grooming", un chantaje casi siempre con un objetivo sexual, para obtener imágenes de la persona o, menos frecuentemente, económico, en los que se pide directamente dinero para no colgar datos o fotografías.

Como consecuencia de esta intromisión en la privacidad de las personas, muchas empresas están reforzando la privacidad predeterminada de sus páginas web y los usuarios se están concienciando de la importancia de configurarla bien y de proteger su privacidad.

Por ello, Rodríguez recuerda la importancia de proteger al máximo las claves de acceso a los ordenadores, correos y perfiles, así como que las contraseñas sean seguras para dificultar al máximo la posible intromisión en la información privada de cada persona.

De las 270 personas detenidas el pasado año por injuriar o calumniar en la red, 200 han sido arrestadas en las brigadas provinciales y las otras 70 en la Central de la BIT, donde trabajan 14 agentes especializados en el Departamento de Fraude en las Telecomunicaciones, de los que 7 están especializados en las injurias y amenazas.

Además de esas detenciones, el departamento de Seguridad Lógica de la BIT detuvo a 18 personas en 27 actuaciones relacionadas con ataques a grandes empresas y robos de datos de los servidores de esas corporaciones.

El problema al que se suele enfrentarse la Policía es que las empresas no acostumbran a denunciar esas intromisiones para no mostrarse vulnerables y propiciar nuevos ataques cibernéticos, lo que para la BIT es un error ya que de esa forma se produce un "efecto desvío", pues el atacante no logra lo que quería, pero al quedar impune, intenta atacar a otra gran corporación.