La mujer que degolló a su bebé en Toledo sigue en el Hospital de Alcázar

La Villa de Don Fadrique recuerda al bebé degollado a manos de su madre

sociedad

| 13.08.2015 - 10:44 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La mujer que ayer degolló a su bebé de 3 meses en el altar de la capilla del cementerio de La Villa de Don Fadrique (Toledo) continúa ingresada en el Hospital La Mancha Centro de Alcázar de San Juan (Ciudad Real).

Según han dicho fuentes de la investigación, la mujer permanece en este centro hospitalario, al que llegó a primera hora de la tarde ayer y que es el más próximo al municipio en el que ha tenido lugar el parricidio.El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Quintanar de la Orden (Toledo) ha abierto diligencias por este caso y ha decretado el secreto de sumario.

Los hechos ocurrieron a las ocho de la mañana de ayer, cuando una vecina de La Villa de Don Fadrique, de 37 años y con problemas psiquiátricos, degolló a su hijo menor, un bebé de tres meses, en la capilla del cementerio de la localidad.

LA VILLA DE DON FADRIQUE RECUERDA AL BEBÉ DEGOLLADO A MANOS DE SU MADRE

Decenas de vecinos del municipio manchego de La Villa de Don Fadrique (Toledo) se han concentrado hoy a las puertas del consistorio para guardar un minuto de silencio en recuerdo del bebé de 3 meses fallecido ayer tras ser degollado por su madre en la capilla del cementerio. En un día declarado de luto oficial en la localidad, y todavía conmocionados por el suceso, vecinos de todas las edades, entre ellos muchos niños, se han reunido a las 12:00 horas para homenajear a Alfredo, el bebé fallecido, que será enterrado previsiblemente esta tarde.

Antes de comenzar el minuto de silencio, el alcalde de la localidad, Jaime Santos, ha leído una resolución aprobada en un pleno extraordinario celebrado media hora antes en la que transmiten sus condolencias a la familia, manifiestan su "hondo pesar" por los hechos acaecidos y subrayan su "tolerancia cero con todo tipo de violencia". Mientras tanto, en el cementerio municipal, a tres kilómetros de la plaza donde se han reunido los vecinos, la capilla donde la supuesta filicida cometió el crimen permanece precintada y en recuerdo de los hechos ocurridos alguien ha colocado un corazón de peluche y una nota en la que se puede leer: "Descansa en paz bebé. Toda España llora tu muerte".

Por su parte, la madre -que ayer gritó que tenía "el demonio dentro" tras cometer los hechos, según algunos testigos- permanece ingresada en el Hospital La Mancha Centro de Alcázar de San Juan (Ciudad Real).