La duquesa de Cornualles visita la Fundación Once del Perro Guía

Ha estado acompañada por la Princesa de Asturias y Esperanza Aguirre

Camila Windsor ha amadrinado al cachorro "Columbus"

sociedad

| 31.03.2011 - 15:01 h

Manuel Muinelo

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

La Duquesa de Cornuelles y la Princesa de Asturias han visitado este jueves las instalaciones de la Fundación ONCE del Perro Guía (FOPG), en Boadilla del Monte.

En las instalaciones les esperaban la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y la ministra de Sanidad, Igualdad y Política Social, Leire Pajín, que han acompañado a la duquesa y la princesa en su recorrido por la Fundación. A la entrada de la FOPG y tras el discurso del presidente de la ONCE, Miguel Carballeda, y las palabras de la directora de FOPG, Gemma León, la Duquesa de Cornualles y la Princesa de Asturias han entrado en las instalaciones, donde han podido ver la sala de investigación genética, la de inseminación artificial, las parideras y el hospital de la fundación.

También, han podido acceder a una sala que alberga diferentes camadas de perros guía. Allí, la esposa del Príncipe Carlos ha amadrinado a un cachorro nacido la semana pasada, al que ha llamado 'Columbus' (Colón, en castellano). Pese a que la Duquesa solo ha podido ver al cachorro a través del cristal protector porque todavía no está vacunado, tanto ella como la Princesa Letizia han pasado unos minutos acariciando a 'Babú', otro cachorro de labrador de tan solo dos meses de edad, que ya está dispuesto a ser adoptado por una familia de acogida durante un año para ayudar a su socialización.

Después, a la salida de la fundación ha posado junto a cuatro perros que acaban de ser entregados a sus familias adoptivas para, seguidamente, asistir a una exhibición de dos perros guía que ha realizado ejercicios de obediencia y guía, que han despertado la admiración de la Duquesa de Cornualles, gran amante de los animales.