La borrasca "Emma" llega cargada de nieve, lluvia y frío al norte

Aragón, Castilla y León, Navarra, Galicia, La Rioja, Cataluña y País Vasco serán las Comunidades más afectadas por las nevadas previstas

Once carreteras se encuentran cortadas al tráfico por la nieve, el hielo y por el riesgo de avalanchas

Fomento prepara 1.049 quitanieves para las nevadas en siete comunidades autónomas

sociedad

| 27.02.2018 - 20:54 h

Redacción Agencias

Aragón, Castilla y León, Navarra, Galicia, La Rioja, Cataluña y País Vasco serán según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) las Comunidades Autónomas más afectadas por las copiosas nevadas previstas, aunque algunas de ellas sufren problemas desde primera hora por culpa de las precipitaciones. El cierre de colegios y rutas escolares y las restricciones en carreteras son los principales inconvenientes generados hasta ahora por la lucha de titanes atmosféricos sobre la geografía española que enfrenta a una masa de aire polar continental, fría y seca, con otra de aire atlántico, proveniente del suroeste y mucho más cálida.

La borrasca resultante es Emma, bautizada así por la Aemet dentro del proyecto de colaboración con sus servicios equivalentes en Francia (MétéoFrance) y Portugal (IMPA), ante la evidencia de que la población presta más atención a las recomendaciones de seguridad por fenómenos adversos si éstos poseen un nombre identificable.

El origen del nombre Emma es germánico y contiene los conceptos de "inmensa" y "poderosa" que, todo indica, está dispuesta a demostrar una borrasca cuyos efectos se espera duren hasta comienzos de la próxima semana con notables bajadas de temperaturas y abundantes precipitaciones.

ESTADO DE LAS CARRETERAS

Once carreteras de la red secundaria se encuentran cortadas al tráfico de vehículos con motivo del temporal de nieve que afecta a España, pero también por el hielo y por el riesgo de avalanchas, según datos de la DGT recogidos por Europa Press. Tres puertos de montaña permanecen "intransitables" por la nieve: el puerto de la carretera A-395 a la altura de Sierra Nevada (Granada); el puerto de la CA-631 a la altura de Vega de Pas (Cantabria); y el puerto de montaña de la carretera CA-643 a la altura de La Concha, también en Cantabria.

La nieve también ha obligado a cortar tres carreteras en Cataluña. Asimismo, la circulación está interrumpida en la provincia de Salamanca por la nieve en la carretera DSA-180 a la altura de La Hoya y por el hielo en la DSA-191 en Candelario.

También se encuentran cerradas por el riesgo de avalanchas la carretera GC-608 en Tejeda (Las Palmas) y la GC-604 en Cercados de Espinos (Las Palmas), mientras que por el hielo se ha cortado el tráfico en la LP-4 a la altura de San Pedro de Breña Alta (Santa Cruz de Tenerife).

Por otro lado, la DGT avisa de que es obligatorio el uso de cadenas y/o neumáticos de invierno en el puerto de montaña de la AV-932 desde Santiago del Collado a Herguijuela, en Avila, y la C-25 a la altura de Sant Julia de Vilatorta, en la provincia de Barcelona. Además, en nivel rojo se encuentran la DSA-191 a la altura de Candelario, en Salamanca, y la autonómica CV-391 a su paso por Requena, en Valencia. En estas dos carreteras está prohibida la circulación a camiones y articulados, así como a autobuses.

ALUMNOS SIN CLASE

De momento, este martes casi 5.000 alumnos se han quedado sin clase en Cataluña, bien porque sus escuelas se han visto forzadas a cerrar, bien porque sus rutas de transporte han sido afectadas por la nieve caída en las últimas horas.

Por el mismo motivo han suspendido sus clases varios centros escolares de la Comunidad Valenciana en Utiel, Requena y Venta del Moro, mientras en la provincia de Cuenca una docena de rutas escolares adelantaban su horario.

En la misma comarca de Requena-Utiel, la nieve y un accidente entre dos vehículos pesados en Caudete de las Fuentes provocaba el desvío de unos 200 camiones a zonas de servicio de El Rebollar, donde han permanecido retenidos en torno a una hora.

Las previsiones para esta noche y mañana hablan de nevadas intensas que, a partir del jueves, darán paso a lluvias con acumulaciones de agua superiores a los 150 litros/metro2 en muchas zonas del país, a las que habrá que sumar la que aporte el deshielo por la fluctuación en la cota de nieve.

Estas precipitaciones son un regalo para el campo español, que padece todavía los efectos de una grave sequía, pero tendrán un precio: la movilidad ciudadana que, en zonas como Cataluña, afrontará "problemas gravísimos" según el director general de Protección Civil de la Generalitat, Joan Delort. Delort ha anunciado esta tarde la suspensión de todas las líneas de transporte escolar para mañana y ha pedido evitar la circulación en transporte privado, salvo emergencias, además de confirmar la restricción para el movimiento de camiones de más de 7,5 toneladas.

Sólo la Diputación de Barcelona mantiene activadas 24 máquinas quitanieves y la situación se reproduce en muchos puntos de España, como en Navarra, donde el ejecutivo autonómico prevé activar 92 de estos vehículos a partir de las 23:00 de hoy e incrementar su número hasta los 124 desde las 05:00 del miércoles.

En Galicia, el delegado del Gobierno, Santiago Villanueva, anunciaba esta tarde la alerta de circulación por nieve en las provincias de Lugo, Orense y parte de La Coruña mientras, en Aragón, los tres Comités Provinciales de Vialidad Invernal evaluaban también la situación y preparaban otras 125 máquinas quitanieves y, en León, el Ayuntamiento activaba su propio Plan de Nevadas.

La situación es complicada también en el litoral, con un temporal marítimo de importancia que la Aemet ha anunciado afectará sobre todo a zonas de alta mar en el Atlántico, así como a las costas atlánticas y cantábricas, con especial incidencia en Andalucía occidental, Gerona y Canarias.

De hecho, en el archipiélago canario, las islas de La Palma, Tenerife, La Gomera, El Hierro y Gran Canaria continúan bajo aviso meteorológico por lluvias, viento y fenómenos costeros, una situación que según Aemet se extenderá mañana a Lanzarote y Fuerteventura. Las precipitaciones pueden alcanzar en este caso los 25 litros por metro cuadrado en una hora y hasta 60 litros en doce horas.