El temporal de lluvia obliga a desalojos en Barcelona y desborda ríos en Navarra y Pais Vasco

sociedad

| 06.11.2011 - 17:59 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Cataluña, País Vasco y Navarra han activado hoy sus planes de emergencias por inundaciones debido a las fuertes lluvias, responsables del desbordamiento de ríos en Euskadi y la comunidad foral y del desalojo de vecinos del barrio de la Teixonera (Barcelona).

DESBORDAMIENTO DE RÍOS Y DESALOJOS EN EL PAÍS VASCO

Las fuertes lluvias caídas en las últimas horas en Euskadi han afectado con mayor intensidad a Gipuzkoa, donde se han desbordado varios ríos, se han producido inundaciones y cortes de carreteras y han obligado al desalojo de familias del barrio donostiarra de Martutene y la localidad de Hernani.

El Gobierno Vasco ha activado hoy el Plan de Emergencias de Inundaciones, que por la tarde pasó de la fase de emergencia de situación I a II, al aumentar los niveles de inundación en amplias zonas de Gipuzkoa, cuya zona este ha sido la más castigada.

Efectivos de bomberos, la Cruz Roja, la DYA y las brigadas móviles de Buceo y Montaña de la Ertzaintza se han desplegado esta tarde por el barrio donostiarra de Martutene y la localidad de Hernani, dos de los lugares más afectados a causa del desbordamiento del río Urumea.

En Martutene, se ha desalojado a varias familias de bloques de viviendas próximos a la cárcel, en el barrio de Ergobia han sido rescatados seis niños y cuatro adultos y, en la zona de Carabel de Hernani, dos adultos, han informado la DYA y el departamento vasco de Interior.

El Ayuntamiento de Hernani ha habilitado el polideportivo Gasca para alojar a los vecinos que lo necesiten, por lo que la DYA ha llevado allí esterillas y mantas.

El temporal, que también ha registrado fuertes vientos, ha comenzado a remitir en la zona, donde había dejado de llover hacia las siete y media de la tarde tras casi dos días de persistentes precipitaciones.

El pluviómetro de la presa del Añarbe ha recogido desde ayer hasta las tres y media de la tarde de hoy un total de 209 litros por metro cuadrado, lo que supone el 86% de las precipitaciones de todo un mes de noviembre medio.

Esta presa no ha efectuado ningún desembalse y ha evitado la llegada al río Urumea, desbordado en algunos puntos, de casi 6 millones de metros cúbicos.

El lehendakari, Patxi López, y el consejero Rodolfo Ares siguen de cerca la evolución del temporal y están siendo "puntual y permanentemente informados de la evolución de los acontecimientos", ha informado el departamento de Interior.

En San Sebastián se ha instalado una mesa de crisis, cuyo consejo asesor, formado entre otros organismos por la Diputación de Gipuzkoa y los ayuntamientos afectados, ha sido presidido por el viceconsejero de Interior, Raúl Fernández de Arroiabe.

En Bizkaia y Álava se han establecido dos mesas técnicas de análisis y seguimiento en los centros de coordinación de emergencias.

Las fuertes e incesantes lluvias han causado el desbordamiento de los ríos Oiartzun, Oria y Urumea y de varias regatas, lo que ha obligado a cortar carreteras como la N-I y la A-15 en algunos puntos, además de otras de la red secundaria.

Los desprendimientos han llevado al cierre de la N-634 entre Zarautz y Getaria, y en Deba.

Como consecuencia del desbordamiento del río Oria, el servicio de EuskoTren entre San Sebastián y Zumaia quedó cortado en Usurbil, por lo que la compañía ferroviaria ha trasladado a los viajeros en autobuses entre Aia, Orio y San Sebastián.

Las fuertes lluvias y el desbordamiento de los ríos han afectado principalmente a San Sebastián y a las localidades de Astigarraga, Hernani, Andoain, Lizartza, Irun, Oiartzun, Zizurkil y Hondarribia.

LA LLUVIA CAUSA DAÑOS MATERIALES EN CATALUÑA

En la comunidad catalana, Protección Civil ha puesto en fase de pre-alerta el Plan Especial de Emergencias por Inundaciones a causa de la persistencia de las lluvias, que hacen aumentar el caudal de los ríos por encima de lo normal, sobre todo en zonas de Gerona y Barcelona.

En Gerona, una pared se ha desprendido debido a las intensas precipitaciones, aunque no ha causado daños, mientras que en Barcelona han sido desalojados catorce vecinos del barrio de la Teixonera por la formación de un socavón de 20 metros en la calle.

No podrán volver hoy a sus casas ya que faltan comprobaciones respecto a la estabilización del terreno.

Según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología, la alerta naranja (riesgo importante) por lluvias afecta este domingo a Huesca, Teruel, Zaragoza, Cantabria, Navarra, Castellón, Murcia y el País Vasco, y la alerta amarilla se extiende a una veintena de provincias, entre ellas Lérida, Gerona y Tarragona.