El Papa viajará a México y Cuba en 2012 en su segundo viaje a América Latina

Benedicto XVI en Alemania

sociedad

| 10.11.2011 - 17:52 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Benedicto XVI visitará en la primavera de 2012 México y Cuba en el que será su segundo viaje a América Latina, tras el realizado a Brasil en 2007, y el primero a dos países de habla española de esa zona que Juan Pablo II denominó el "continente de la esperanza".

El portavoz vaticano, Federico Lombardi, indicó hoy que los nuncios en México y Cuba, los arzobispos Christophe Pierre y Bruno Musaro, respectivamente, ya han informado a las autoridades civiles y religiosas de esas naciones de que el papa "está estudiando un proyecto concreto para ir a ambos países en la próxima primavera".

En las semanas venideras se anunciará la decisión adoptada y los tiempos del viaje, que, según dijeron hoy a Efe fuentes vaticanas, puede realizarse en la segunda quincena de marzo de 2012.

Las fuentes agregaron que no se descarta que sea el propio Benedicto XVI quien lo anuncie el próximo 12 de diciembre, durante la misa que oficiará en la basílica de San Pedro del Vaticano con motivo del Bicentenario de la Independencia de los países latinoamericanos y la festividad de la Virgen de Guadalupe.

En los últimos tiempos, desde diferentes embajadas de países hispanoamericanos ante la Santa Sede se había expresado al papa y al Vaticano el deseo de que viajase a uno de éstos, teniendo en cuenta que la mayoría de los católicos de esa zona habla español.

Y es que, aunque el primer viaje a América Latina lo efectuó en 2007 para presidir en el santuario brasileño de Aparecida la V Conferencia General del Episcopado Latinoamericano (CELAM), donde la inmensa mayoría de los países que la conforman son de lengua española, se trataba de una nación -Brasil- de habla portuguesa.

Durante la audiencia que concedió el papa el pasado 7 de octubre en el Vaticano a la directiva de la CELAM, los prelados le expresaron también ese deseo, teniendo en cuenta, además, que en 2013 tiene previsto viajar de nuevo a Brasil para presidir en Río de Janeiro la Jornada Mundial de la Juventud.

Lombardi dijo hoy que son "bien conocidos" los deseos del pueblo mexicano de que Benedicto XVI visite el país donde vive el mayor número de católicos del mundo de habla española (unos 80 millones) y que Ratzinger está "deseoso" de cumplir ese anhelo.

El pontífice convocó para 2009 el VI Encuentro Mundial de las Familias en Ciudad de México y se esperaba que hubiese viajado a la capital mexicana, pero, debido a la altitud y por precaución hacia su salud, los médicos se lo desaconsejaron.

Para los mexicanos fue una decepción y ahora, tres años después, verán como otro papa -el segundo en la historia- pisa la tierra de la Virgen de Guadalupe, tras los cinco viajes que realizó el beato Juan Pablo II (1978, 1990, 1993, 1999 y 2002).

Lombardi subrayó hoy que, debido a la altitud de Ciudad de México, es "desaconsejable" que Benedicto XVI, que en primavera habrá cumplido ya 85 años, viaje a la capital mexicana, pero que se buscarán "las mejores alternativas".

El jesuita Lombardi destacó también que Cuba es otro de los países que desea "mucho" visitar Benedicto XVI, que no ha olvidado el histórico viaje de Juan Pablo II a la isla en 1998, donde pronunció la ya histórica frase "que Cuba se abra al mundo y el mundo a Cuba".

"En Cuba, la Iglesia y todo el pueblo viven un periodo muy importante de su historia y la visita del papa será de gran aliento", afirmó Lombardi.

La visita a Cuba coincide con el IV aniversario del descubrimiento de la Virgen de la Caridad del Cobre, la patrona de la isla.

"Será un viaje largo que no podrá tener muchas etapas, sino poquísimas, pero de gran valor simbólico y pastoral", precisó Lombardi, quien justificó la elección de los países en que basta mirar un mapa para ver que México y Cuba están en la misma ruta respecto a Roma y es lógico un único viaje antes que otros que obliguen a un itinerario más largo y complejo.

El portavoz destacó, asimismo, que tras la reunión de la CELAM en Aparecida la iglesia católica de América Latina está comprometida en la gran misión continental de nueva evangelización y que el papa Ratzinger quiere alentarla en ese objetivo.