El 7,4% de madrileños padece algún tipo de alergia a algún alimento

Puesto de pescado en un mercado

sociedad

| 28.08.2016 - 15:44 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El 7,4 por ciento de madrileños padece algún tipo de alergia a algún alimento, según las estimaciones de la Dirección General de Salud Pública de la Comunidad de Madrid.

Los alimentos que con más frecuencia pueden producir reacciones alérgicas graves son la leche, el huevo, el cacahuete, los frutos secos, las frutas de la familia rosáceas -albaricoque, cereza, ciruela, entre otras- y algunas verduras.

Por ello, una de las medidas para minimizar riesgos es garantizar que el etiquetado de los alimentos declare la presencia de alérgenos. De hecho, desde diciembre de 2014, las empresas alimentarias están obligadas a informar de la incorporación al alimento de cualquier sustancia de los que constituyen la lista de 14 ingredientes considerados alergénicos más frecuentes como son el pescado o la leche.

ACTUACIONES EN ESTABLECIMIENTOS Y ETIQUETADO

El Plan Regional de Control de la Seguridad Alimentaria desarrolla entre sus programas el Control de la información de los alimentos entregados al consumidor final con el fin de prevenir la aparición de riesgos para la salud de las personas que deriven de una incorrecta información de los alimentos.

Este programa incluye, entre otras actividades, la valoración del etiquetado de los productos alimenticios en materia de seguridad alimentaria en el curso de las inspecciones y auditorías.

Además, durante el año 2015 se ha verificado el etiquetado en más de 6.700 inspecciones de distintos establecimientos alimentarios y, por eso, se vigilan especialmente los comedores escolares que elaboran o sirvan menús para niños con alergias y/o intolerancias alimentarias. Así, en el año 2015 se ha comprobado en más de 1.250 colegios y guarderías la gestión de las comidas dirigidas a los niños con alergias y/o intolerancias

Los casos de reacciones alérgicas producidas en la Comunidad de Madrid se han debido, en muchos casos, a errores en la formación del personal manipulador. Por ello, durante las auditorías de los sistemas de autocontrol, se verifica la formación de los manipuladores de establecimientos alimentarios.

Además, en la web de seguridad alimentaria, se ha incluido una página específica sobre formación del personal manipulador de alimentos en materia de alergias e intolerancias alimentarias. Para complementar estas actuaciones también se efectúan labores formativas

a Asociaciones sectoriales o Instituciones.

ANALISIS DE ALERGENOS

Los controles de la Dirección General de Salud Pública incluyen el análisis de los ingredientes del alimento, la comprobación de que el etiquetado cumple con la normativa actual y de que son productos de calidad, evitando posibles fraudes, aunque no conlleven riesgos para la salud.

A lo largo de 2016, la Dirección General de Salud Pública, con la colaboración de las Asociaciones de afectados, analizará más de 200 alimentos para determinar distintos ingredientes alergénicos no declarados en el etiquetado así como más de 100 alimentos para determinar la presencia de gluten.

ALERTA INMEDIATA PARA RETIRAR EL PRODUCTO Y EVITAR RIESGOS

En caso de detectar algún alérgeno no especificado en el etiquetado, la Consejería de Sanidad alerta para paralizar la comercialización de ese producto e inspecciona para determinar el origen del alérgeno y, en su caso, la responsabilidad de alguno de los participantes en el procesado y manipulación del alimento.

Así, en 2015, 38 de las 192 alertas alimentarias en las que ha actuado la Comunidad de Madrid correspondieron a la presencia de sustancias no declaradas en el etiquetado. Esta alerta puede servir para la actuación en el resto de Comunidades Autónomas y otros países.

Asimismo, se inmovilizaron cerca de 80.000 kilos de alimentos con deficiencias de etiquetado que no fueron liberados hasta su corrección, decomisándose más 6.600 kilos de alimentos por un etiquetado incorrecto, lo que representaba un peligro potencial para los consumidores

INFORMACION AL CONSUMIDOR Y EMPRESAS DEL SECTOR

La Consejería de Sanidad, a través de la Dirección General de Salud Pública, puso en marcha a finales de 2015 una web sobre consumo seguro de alimentos para fomentar la seguridad alimentaria y facilitar información práctica a los consumidores, profesionales y a las empresas alimentarias.

La web de seguridad alimentaria se ha diseñado con secciones específicas destinadas, entre otras un espacio dirigido a la información sobre alergias e intolerancias alimentarias, que incluye consejos en la compra. En cuanto a la venta a distancia, la información sobre alérgenos debe proporcionarse sin coste adicional y siempre antes de finalizar la compra:

OTRAS ACTIVIDADES INFORMATIVAS

La Comunidad de Madrid facilita guías para que las empresas comprueben que sus productos están controlados y etiquetados adecuadamente. Con respecto a la enfermedad celiaca, la web cuenta con un apartado específico para que las empresas alimentarias conozcan mejor los alimentos contenidos de gluten, y facilitar los menús para celíacos.