Dos compañías aéreas suspenden las operaciones con el Boeing 787 tras un incidente

Boeing asegura que trabajará para determinar las causas de lo ocurrido

(Archivo)

sociedad

| 16.01.2013 - Actualizado: 12:36 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Las aerolíneas japonesas ANA y JAL decidieron hoy suspender temporalmente las operaciones de sus Boeing (NYSE: BA - noticias) 787, después de que uno de estos aviones hizo un aterrizaje de emergencia en el sur de Japón por una avería, la sexta que registra este modelo en diez días.

All Nippon Airways (ANA) dejará en tierra sus 17 Boeing 787, confirmó la cadena NHK, después de que su vuelo 692 entre Yamaguchi (suroeste) y Tokio realizó hoy un aterrizaje de emergencia en el aeropuerto de Takamatsu por un problema en una batería.

Un representante de Japan Airlines (JAL) confirmó a Efe que la aerolínea suspenderá "al menos hoy" las operaciones de sus 787, que hoy tenían cuatro vuelos previstos desde Tokio, al tiempo que el Ministerio de Transporte nipón ha calificado las averías de "incidente serio" y ha prometido revisiones a fondo de los aviones.

Solo uno (el que cubre la ruta Boston (EEUU)- Tokio) de los 7 Boeing 787 Dreamliner que tiene JAL se encuentra en estos momentos en tránsito, explicó además el portavoz de la compañía, que aún tiene pendiente emitir un comunicado oficial.

El ministro portavoz nipón, Yoshihide Suga, aseguró que el Ministerio de Transporte inspeccionará a fondo los 787 de JAL y ANA para certificar su seguridad y confirmó que el aterrizaje de emergencia del vuelo 692 ha dejado cinco heridos, aunque de carácter leve.

El pasado 7 de enero, una batería de litio de un 787 de JAL que se encontraba parado en el aeropuerto de Boston sin nadie a bordo se incendió, mientras que al día siguiente el vuelo de otro 787 fue retrasado por encontrarse una fuga de combustible.

El 9 de enero ANA canceló un vuelo interior en Japón de otro 787 por "problemas con los frenos", mientras que dos días después otro aparato de JAL registró rajas en una ventanilla de la cabina de pilotos y otro sufrió un escape de aceite.

Todos los aparatos afectados por la serie de fallos de estos últimos diez días están operados por las dos mayores aerolíneas japonesas, ANA y JAL, principales compradoras del 787.

La estadounidense Boeing entregó el primer modelo de 787 Dreamliner hace 15 meses y actualmente ocho compañías distintas se reparten los 49 que hay operativos.

Boeing ha comunicado que trabajará para determinar las causas que han obligado a un 787 de la aerolínea japonesa All Nippon Airways (ANA) a realizar un aterrizaje de emergencia en el aeropuerto de Takamatsu, a causa de la presencia de humo y de un olor extraño en su interior.

A través de su cuenta oficial de Twitter, el fabricante norteamericano ha insistido en que colaborará tanto con la compañía aérea como con las autoridades japoneses para conocer los motivos del incidente.

"Estamos al tanto de la desviación 787 de ANA en Japón. Vamos a trabajar con ANA y las autoridades para determinar qué pasó y por qué", ha expresado la compañía en su perfil en la red social.