Cuatro hospitales de Madrid pioneros en inyectar el monitor cardiaco

Se inyecta directamente al paciente y que permite hacer un seguimiento de su corazón

El objetivo es mejorar el diagnóstico de enfermedades cardiovasculares y arritmias cardiacas

Los servicios de Cirugía Cardiaca y Cardiología de Ramón y Cajal, Puerta de Hierro, La Paz e Infanta Leonor

sociedad

| 14.03.2014 - Actualizado: 16:45 h
REDACCIÓN

La Comunidad cuenta con cuatro de sus hospitales entre los doce primeros en España que han realizado simultáneamente la inyección de un monitor cardíaco.

La sanidad madrileña se pone una vez más en cabeza de la aplicación de nuevas tecnologías sanitarias. Los servicios de Cirugía Cardiaca y Cardiología de los hospitales universitarios Ramón y Cajal, Puerta de Hierro, La Paz e Infanta Leonor han realizado, varias intervenciones.

Se han inyectado varios dispositivos de monitorización cardiaca -holter insertable- que son los más pequeños disponibles en la actualidad para los pacientes. El Ramón y Cajal ha implantado uno a un paciente pediátrico, siendo la primera vez que se realiza este tipo de intervenciones; Puerta de Hierro, en cuatro adultos;La Paz en un adulto; e Infanta Leonor, en un adulto.

Está indicado para pacientes que hayan experimentado síntomas como mareos, palpitaciones, síncopes y dolor en el pecho que puedan sugerir una arritmia cardiaca y puede ser utilizado en pacientes con mayor riesgo de sufrir arritmias cardiacas, o para evidenciar el posible origen de ictus criptogénico.

Situado justo debajo de la piel a través de una incisión de menos de un centímetro en la zona izquierda del pecho es, a menudo, casi invisible a la vista una vez implantado. Se coloca utilizando una técnica mínimamente invasiva, que simplifica el procedimiento. También es compatible con resonancia magnética.

PRIMER IMPLANTE A UN PACIENTE PEDIÁTRICO

En el caso del Hospital Universitario Ramón y Cajal, se ha implantado por primera vez en un paciente pediátrico, de 6 años de edad y 18,5 kgs que presentaba síncopes de causa incierta y de manera frecuente, desde los dos años.

Por su parte, los profesionales de la Unidad de Arritmias del Servicio de Cardiología del Hospital Universitario Puerta de Hierro Majadahonda implantaron cuatro dispositivos de estas características a cuatro pacientes, dos hombres y dos mujeres, que presentaban, en dos de los casos, síncopes de repetición con causa desconocida y, en los otros dos, habían sufrido un ictus también por causas desconocidas, tras un completo estudio en todos los casos.

LA PAZ E INFANTA LEONOR

En el caso del Hospital Universitario La Paz, el dispositivo fue implantado por los profesionales de la Unidad de Arritmias a un varón de 22 años con síncopes de origen desconocido.

En el Hospital Universitario Infanta Leonor, la intervención se realizó también el 5 de marzo en una mujer de 64 años.