Crean una herramienta para mejorar la calidad de vida de más de 60.000 pacientes con estoma

sociedad

| 11.04.2016 - 13:44 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El Consejo General de Enfermería de España y Coloplast han presentado una herramienta que facilitará a los profesionales sanitarios protocolos de actuación para tratar a pacientes ostomizados porque, según la vicepresidenta del consejo, Pilar Fernández, "más de 60.000 personas en España portan una bolsa de ostomía para evacuar sus desechos orgánicos, una circunstancia que supone un gran impacto en la calidad de vida del paciente".

"Numerosos estudios han dejado claro que la evolución y la calidad de vida de los pacientes es mucho mejor cuando reciben los cuidados de una enfermera experta en estomaterapia", ha asegurado Pilar Fernández durante la presentación en Madrid de la 'Guía para la planificación y el registro del cuidado del paciente ostomizado'.

Esta herramienta supone una "unificación de los criterios de actuación" fundamentada en la base científica que va a situar al sistema sanitario español en un referente en materia de cuidados de estomas.

UNIFICACION DE LOS REGISTROS CLINICOS

Desde Coloplast, la directora de marketing, Ana Alcocer, ha recalcado que llevan "quince años trabajando con un grupo de enfermeros expertos de varios hospitales de España y habíamos elaborado un plan como documento de consenso, que ya era un avance, pero quisimos dar un paso más y validarlo en la práctica clínica".

"El resultado es un protocolo de actuación único, que sin duda será referencia internacional, y por ello se va a proceder a editarlo en inglés para que junto con la 'Guía de Buenas Prácticas en Enfermería' de la RNAO de Canadá, se convierta en la nueva hoja de ruta para la atención del paciente ostomizado", ha señalado Ana Alcocer.

De esta manera, cualquier enfermera o enfermero desde cualquier parte de España podrá atender al paciente y ofrecer una alta calidad de asistencia médica, ya que este grupo de profesionales está presente en todo el proceso, desde la intervención quirúrgica hasta el cuidado post operatorio.

"Por eso, es una gran noticia que vea la luz esta guía que va a suponer un antes y un después en el tratamiento de pacientes", ha resaltado la vicepresidenta del Consejo General de Enfermería quien ha anunciado que desde la organización continuarán "potenciando la labor de enfermeras y enfermeros expertos".

Además, "el consejo está trabajando conjuntamente con la Sociedad Española de Enfermería Experta en Estomaterapia para llevar a cabo el desarrollo de las competencias para conseguir que los pacientes tengan garantizados los mejores cuidados posibles", ha asegurado la vicepresidenta.

MEJORA DE LAS CONSECUENCIAS DEL ESTOMA

Los pacientes que se enfrentan a un estoma pueden vivir con absoluta normalidad de la mano de un enfermero experto o, por el contrario, enfrentarse en soledad a su patología y arriesgarse a padecer complicaciones físicas y psicológicas como aislamiento social, ansiedad, depresión y problemas psicológicos severos.

Por esta razón, el director del observatorio enfermero del Consejo General de Enfermería y coordinador de la guía, José Luis Cobos, ha argumentado al respecto que "permitirá reducir sustancialmente las complicaciones asociadas a una ostomía, como las heridas periostomales y las obstrucciones, garantizando al paciente la mejor calidad de vida y evitando reintervenciones quirúrgicas, infecciones, heridas y problemas psicológicos severos".

En este sentido, la enfermera y coordinadora de la guía, Sagrario Leonor Rodríguez, ha señalado que "cualquier enfermero, independientemente de su comunidad, podrá proporcionar a los pacientes los cuidados que precisa, teniendo en cuenta las necesidades individuales de cada persona, desde el impacto emocional y los temores, hasta el manejo del cuidado de la piel, alimentación y actividad física del paciente".

Además de mejorar la calidad asistencial del paciente, para el sistema sanitario supone un "gran ahorro porque disminuye las complicaciones en los pacientes y, por tanto, disminuyen los reingresos; debemos tener en cuenta que un reingreso hospitalario por una complicación del estoma supone un coste de 600 euros por día", ha señalado José Luis Cobos.

Esta herramienta se facilitará de forma accesible y gratuita a todos los profesionales médicos que traten a estos pacientes, tanto en las consultas especializadas como en la propia atención primaria, y "ofrecerá planes de cuidado que faciliten a los enfermeros conocer los problemas más frecuentes de los pacientes", ha asegurado Leonor Rodríguez.

La guía aborda todos los cuidados aplicables para el paciente y para el profesional sanitario, así como recomendaciones médicas y tratamientos para complicaciones físicas y psicológicas. También aporta una visión de cómo abordar esta patología una vez que el paciente ha sido dado de alta.

OSTOMIA UROLOGICA

Otra de las novedades que aporta esta herramienta es que no sólo se centra en la atención de pacientes con ostomías digestivas, una de las más frecuentes, sino que incorpora la atención a pacientes urostomizados. Este hecho facilitará la implantación de nuevas consultas especializadas para estos pacientes a los que les cuesta más encontrar ayuda especializada.

Por ello, Leonor Rodríguez también ha incidido en que "este trabajo va a repercutir en la definición del campo profesional y en la obtención de evidencia de la aportación específica que implica el cuidado enfermero".