Cientos de neonatos se alimentan con leche donada por madres altruistas

sociedad

| 21.08.2012 - 10:10 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Cientos de bebés prematuros se benefician de la leche materna donada por otras madres que, de manera altruista, la ceden a alguno de los siete bancos de leche materna que operan en España.

Se trata de bebés que, en la mayoría de los casos, no pueden ser amamantados por sus propias madres ya que al nacer mucho antes de lo que les corresponde sus madres no están preparadas para generar leche. En el resto de los casos alguna patología de la madre o del neonato hace que no pueda ser amamantado directamente.

Desde la apertura del primer banco de leche humana en 2001, España ya cuenta con siete bancos de este tipo cuyo fin es alimentar a cientos de neonatos, gracias a las numerosas mujeres que se encuentran en periodo de lactancia y deciden compartir su leche con estos bebés prematuros.

En tan sólo once años España se ha sumado a la lista de los 166 bancos de leche en activo que hay en Europa con el propósito de promover el consumo de leche materna donada.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la leche materna donada es la segunda mejor opción a la hora de alimentar a un recién nacido, por detrás de la leche que la propia madre pueda proporcionarle a su hijo directamente.

La doctora Nadia García, coordinadora del banco de leche humana del Hospital 12 de Octubre, ha explicado a Efe que la leche donada no es equiparable a la materna, puesto que al ser pasteurizada pierde valor nutricional e inmunológico, pero sigue siendo la segunda mejor opción.

García ha señalado que el volumen de leche donado aumenta cada año desde la inauguración de este banco en 2007.

En el caso del 12 de Octubre ha pasado de los 495 litros en 2008 a los 933 litros recogidos en 2011 procedentes de 122 donaciones que han servido para alimentar a 318 bebés.Añade que la donación de leche es todavía una práctica reciente y a pesar de que España cuenta con siete bancos de leche, aún queda mucho por hacer para alcanzar a países como Suecia e Italia que cuentan con una extensa tradición en este ámbito.

El banco de leche del madrileño Hospital 12 de Octubre, la unidad de leche del Hospital Universitario de la Fe de Valencia y el banco de leche materna de Barcelona encabezan los bancos españoles por su volumen de leche donada.

En la misma línea del hospital madrileño se encuentra el Hospital La Fe de Valencia, que desde su inauguración en mayo del 2010 ha suministrado leche a 348 bebés, gracias a la solidaridad de 220 madres que tras dar a luz en este centro decidieron donar parte de su leche a otros niños que lo necesitaban.Respecto al tipo de mujer que opta por donar su leche, varios neonatólogos de los principales bancos de leche humana de España han coincidido en señalar en que suelen ser jóvenes, de entre 25 y 38 años, sanas, con estudios universitarios y que desempeñan un oficio dentro del ámbito de la asistencia social, la educación o la sanidad.

Entre estos expertos se encuentra el secretario de la Asociación Española de Bancos de Leche Humana, Javier Calvo, quién ha señalado a Efe que la mayoría de las donantes que se dan de alta en los bancos de leche han sido madres de su primer o segundo hijo.La coordinadora del banco de leche materna de Barcelona, Gemma Valeta, ha explicado a Efe que el denominador común entre estas madres altruistas es que además de ser jóvenes y solidarias son mujeres con "un perfil de vida sano".

Muchas de ellas donan su leche e incluso, tras recibir el alta hospitalaria, aprovechan su periodo de baja maternal para continuar desplazándose desde sus casas a los bancos de leche, ya que algunos de ellos aún no disponen de servicio de recogida a domicilio.

Estos bancos acusan la falta de financiación en la gestión de sistemas de recogida que mantengan la leche congelada mediante cadenas de refrigeración, según reclaman desde el Hospital 12 de Octubre.

Así, las mismas fuentes advierten de que esta carencia dificulta, y en muchos casos anula, la posibilidad de que los bancos distribuyan la leche a otros centros sanitarios e imposibilita la recogida de la leche de los hogares de las donantes.

Fuentes del banco de leche de Barcelona han explicado que en su caso, para distribuir la leche a otros centros pediátricos de Cataluña se han valido de la infraestructura de transporte del banco de sangre que lleva mucho más tiempo operativo.

El secretario de la Asociación de Bancos de Leche Humana ha recalcado que aunque los bancos de leche españoles se acercan poco a poco a la situación de los europeos de mayor recorrido, aún hace falta hacer más visible la actividad de estos centros.

Añade que el problema fundamental que atraviesan los bancos españoles no está en absoluto relacionado con la calidad de la leche, sino con el desconocimiento que un gran número de especialistas en pediatría tienen sobre los servicios prestados por estos centros.