Un muerto, varios heridos y decenas de cancelaciones por el temporal de viento

Protección Civil apunta que este fin de semana pueden registrarse en Madrid vientos de 110 km/h

Cinco comunidades autónomas en alerta amarilla por vientos y Navarra por lluvias

sociedad

| 16.12.2011 - 14:23 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Los fuertes vientos que afectan al norte de España y a distintos puntos de Europa han causado hasta las 18:00 horas 28 cancelaciones, 13 desvíos y numerosos retrasos en los vuelos en los aeropuertos españoles, según han informado a Efe fuentes de Aena y de las compañías.

Aena ha detallado que en el aeropuerto de Bilbao, el más afectado por el viento, han sido cancelados 23 vuelos y 7 desviados, mientras que en San Sebastián se han anulado 2 y desviado otros 3.

El mal tiempo también ha causado problemas en Vigo, donde hay tres cancelaciones y 3 desvíos.

Fuentes de Iberia y de otras compañías han confirmado a Efe que el aeropuerto de Madrid también tiene retrasos debido al fuerte viento, que según la Agencia Europea para la Seguridad Aérea (Eurocontrol) puede alcanzar los 35 nudos.

Eurocontrol alerta también de problemas en los aeropuertos de Gran Bretaña, Francia y Alemania, entre otros puntos de Europa, por el mal tiempo, lo que está complicando las operaciones aéreas.

El temporal de fuerte viento que afecta a casi la totalidad del país se ha cobrado la vida de un hombre de 70 años en Almansa (Albacete), ha causado varios heridos en el País Vasco, Valencia y Asturias y ha obligado a cancelar numerosos vuelos en los aeropuertos de Bilbao, San Sebastián y Vigo.

El País Vasco y Cantabria se encuentran en alerta roja por vientos, mientras que Andalucía, Aragón, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Navarra, Comunidad Valenciana, Galicia, Baleares, La Rioja y Asturias están en alerta naranja también por causa del viento que ha obligado a activar el aviso amarillo en el resto de comunidades.

El suceso más grave que ha provocado el temporal es la muerte de un hombre de unos 70 años que ha fallecido en la localidad de Almansa (Albacete) al derrumbarse, como consecuencia del fuerte viento, la techumbre de la casa que habitaba, una vivienda en malas condiciones y llena de basura.

Según ha informado a Efe el alcalde de Almansa, Francisco Núñez, el septuagenario ha fallecido al quedar atrapado entre los escombros de la cubierta, que se desprendió a causa de una "fuerte racha de viento".

En el País Vasco nueve personas han resultado heridas en las últimas horas por las olas y por caídas de objetos provocadas por las fuertes rachas de viento, que también han volcado camiones y árboles, según ha informado el departamento de Interior.

En Portugalete (Bizkaia) un trabajador ha resultado herido al caerle encima un andamio, y otro se ha lesionado en el polígono vitoriano de Jundiz al golpearle una puerta de la empresa Daewo, en la que trabaja, por lo que ha sido ingresado en un centro hospitalario.

Una mujer ha sufrido heridas leves al caerle una teja en la espalda en Barakaldo (Bizkaia), mientras que en Bilbao un camionero ha resultado herido al cerrarse de golpe las puertas del remolque de su vehículo mientras manipulaba la carga.

También en Gipuzkoa, en Oñati, el viento ha movido una estructura de un invernadero, que ha herido a una persona que retiraba en ese momento unos plásticos y ha afectado a un camión que circulaba por la GI-2630, mientras que en Errenteria otras dos personas han resultado heridas leves por la caída de una chapa metálica de un balcón.

Anoche en San Sebastián dos hombres de 70 y 60 años resultaron heridos leves al ser derribados por las olas.

En Valencia, cinco personas han resultado heridas debido a las fuertes rachas de viento que están afectando a la ciudad y que han provocado numerosas caídas de árboles y ramas.

Según han informado a Efe fuentes de la Policía Local, los cinco afectados, entre los que se encuentra una mujer de 71 años a la que se le caído un cartel sobre la cabeza, no revisten gravedad y sus heridas son de carácter leve provocadas por la caída de palmeras y algunas ramas de tamaño considerable.

También en Oviedo, una mujer ha resultado herida leve al ser golpeada tras la caída de un árbol.

En Galicia, donde la flota pesquera sigue amarrada por tercer día consecutivo, el temporal de lluvia, viento y mar de fondo ha provocado, esta pasada noche, la caída de algunos árboles y postes, desplazamiento de colectores o inundaciones en varias zonas.

Aunque la zona norte de la Península es la más afectada por el temporal con alerta roja en Cantabria y País Vasco por vientos costeros y mar arbolada con rachas de hasta 100 km/h en el litoral, el resto del país se encuentra también en alerta por viento, lluvia o nieve.

Así, en Andalucía, Jaén está en alerta naranja por vientos; en la comunidad de Aragón, Teruel y Zaragoza también están en alerta naranja por vientos que alcanzarán los 100 km/h; y en Castilla-La Mancha la alerta naranja por vientos afectará a las provincias de Albacete y Cuenca.

Las provincias de Burgos y Soria (Castilla y León), Castellón y Valencia (Comunidad Valenciana), A Coruña, Lugo y Pontevedra (Galicia), las Islas Baleares y las comunidades de La Rioja, Asturias y Navarra están en alerta naranja por vientos.

Las Islas Canarias, Madrid, Cataluña, la Ciudad Autónoma de Melilla, Extremadura y Murcia se encuentran en alerta amarilla por vientos y Navarra por lluvias.

Por otro lado, la Aemet avisa de alerta amarilla en Huesca (Aragón), Cantabria, Lleida (Cataluña), Navarra, La Rioja y Asturias por nevadas con una acumulación entre 4 y 10 centímetros.

PROTECCIÓN CIVIL APUNTA QUE EN EL FIN DE SEMANA PUEDE HABER VIENTOS DE 110 KM/H EN MADRID

Protección Civil ha alertado hoy de que durante el fin de semana se pueden registrar en la Comunidad de Madrid vientos de hasta 110 km/h, superiores a los de hoy.

En un comunicado, el Ministerio del Interior advierte de los vientos en la mayor parte de la costa española y también fuertes vientos en tierra, con picos de hasta 110 km/h en Madrid y otras regiones del interior.

Durante la tarde de hoy la Comunidad de Madrid está en alerta meteorológica amarilla por vientos que pueden alcanzar rachas de entre 70 y 90 kilómetros por hora.

En la Sierra se esperan rachas de viento de hasta 90 kilómetros por hora y en el resto de la región de hasta 70.

En esta situación hay una serie de recomendaciones como asegurar puertas, ventanas y todos aquellos objetos que puedan caer a la vía pública y alejarse de cornisas, árboles, muros o edificaciones en construcción o grúas que puedan desprenderse, así como abstenerse de subir a los andamios sin las adecuadas medidas de protección.

Al volante conviene extremar las precauciones, especialmente en la salida de túneles, adelantamientos y cruce con vehículos pesados en carreteras de doble sentido, además de prestar atención ante la posible presencia de obstáculos en la carretera.

Es útil llevar ropa de abrigo y un teléfono móvil con batería de recambio o cargador de automóvil.

LOS BOMBEROS HACEN 59 SALIDAS POR EL VIENTO

Los fuertes vientos que se han registrado esta tarde en la Comunidad de Madrid que, según las predicciones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) podían alcanzar rachas de hasta 100 kilómetros por hora en algunas zonas de la región, ha obligado a los bomberos ha hacer 59 intervenciones, aunque en ninguna de ellas con daños personales.

Las salidas se han concentrado por la tarde y hasta las 20.00 el teléfono de emergencias 112 había atendido 120 avisos relacionados con el viento, que han supuesto 40 intervenciones de los bomberos de la Comunidad, sobre todo para saneamiento de fachadas y para retirar carteles y ramas caídos o que amenazaban con desprenderse, según ha informado a Efe Emergencias 112.

En la capital, los bomberos del Ayuntamiento de Madrid han efectuado 19 salidas por el mismo motivo, ha indicado a Efe un portavoz de Emergencias Madrid.

Las incidencias han estado muy repartidas por la región.