Alerta por un fármaco que broncea, aumenta la potencia sexual y reduce el apetito

El Hospital de Manises alerta del uso ilegal de Melanotan

Es un compuesto que todavia está en fase de ensayo clínico

Puede provocar una multiplicación masiva de lunares

sociedad

| 04.05.2011 - 13:04 h

Manuel Muinelo Fernández

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

EL Hospital de Manises ha lanzado una alarma frente a un fármaco llamado Melanotan que está en fase experimental y que sin embargo podría estar consumiendose de forma ilegal por usuarios que la adquieren a través de Internet.

Los reclamos de estas sustancias son sugerentes: facilita el bronceado sin sol, reduce el apetito y aumenta la potencia sexual. No es de extrañar que sean muchos los que se han interesado por Melanotán, especialmente jóvenes muy preocupados por su físico y que habitualmente acuden a un gimnasio. Este es el perfil facilitado por el Hospital de Manises de las personas que han preguntado por esta sustancia en el servicio de dermatología del citado centro médico.

Pero su consumo puede resultar muy peligroso. Quienes lo han consumido no saben que se trata de un fármaco que aun está en fase experimental y lo que es peor que tiene graves efectos adversos como la multiplicación masiva de nevus o lunares en la piel.

Es el caso de un paciente del hospital de Manises que se presentó con muchas manchas nuevas en la piel y extrañamente bronceado para la época del año que era y para el fototipo de piel que le correspondía. Era un paciente que se había inyectado esta sustancia. El dermatólogo Luis Hueso del hospital de Manises asegura que Melanotán es un análogo sintético de la melanocortina que estimula la producción de melanina y puede inducir la proliferación de melanocitos, que en casos de gente de piel clara puede acabar padeciendo melanomas.

Melanotán es un fármaco en fase de estudio que se está desarrollando como posible tratamiento en enfermedades dermatológicas inducidas pero de momento no se han estudiado en profundidad todos sus efectos adversos.

No sólo se ha detectado la venta fraudulenta de esta sustancia a través de Internet. Existe la sospecha de que podría estar comercializandose de manera ilegal en gimnasios. Por eso el hospital de Manises se ha puesto en contacto con la Dirección General de Farmacia quien ha trasladado toda la información al Ministerio de Sanidad.