Cuatro muertos y 49 heridos graves al descarrilar un tren en Pontevedra

Galicia se ha visto sacudida de nuevo por la tragedia al registrar hoy un accidente ferroviario en la localidad pontevedresa de O Porriño, perteneciente al área metropolitana de Vigo, un infortunio en el que han muerto cuatro personas y cerca de medio centenar han resultado heridas.

De nuevo, los gritos y el llanto se han mezclado con los sonidos de los equipos de emergencia, entre el apoyo incondicional de los vecinos de la zona, que, como en el caso de aquel Alvia, han ayudado al operativo profesional movilizado, el cual ha actuado con una rapidez que ha sido muy agradecida.

El impacto psicológico ha sido muy fuerte y se ha notado en los rostros de la gente, también en los de los efectivos que allí han trabajado en esta ingrata faena, con estampas que queman la retina.

Los residentes en el lugar, que sacaron mantas y a los que se les vio palidecer en los instantes iniciales, superaron como los demás sus miedos y trataron, todo el tiempo, de apoyar en lo posible a los primeros auxilios organizados.

Entre los fallecidos en el accidente figuran el maquinista del tren, de nacionalidad portuguesa, y el interventor, que era español, un pasajero estadounidense y un joven trabajador en prácticas, de 23 años y nacionalidad española, hijo de un interventor de Renfe.

El maquinista es José Arnaldo R., natural de Ermesinde, y el interventor Miguel Ángel V., mientras que el muchacho en prácticas es Joaquín. R.G. y el californiano, un hombre cuyas iniciales no han sido facilitadas, pero sí que es de mediana edad.

Este pasajero murió poco después de ser evacuado de urgencia al hospital Álvaro Cunqueiro de Vigo, mientras que los otros tres fallecieron en el punto.

NUMEROSOS HERIDOS GRAVES

Los hospitales de la ciudad de Vigo han atendido a un total de 48 heridos, según fuentes de la Consellería de Sanidad, de los cuales trece continúan ingresados y otro permanece en el servicio de urgencias.

Por el momento, se desconocen las causas que han provocado que este tren modelo 420, que cubría la línea Vigo-Oporto (conocido como Tren Celta), con salida a las 9.02 de la ciudad gallega, descarrilase en torno a las 9.25 horas a la altura de O Porriño, en un tramo recto, y con 65 personas a bordo.

En esta jornada se procedió a la extracción de los datos de la caja negra, y Adif, encargada de la gestión ferroviaria, ha abierto una investigación. Además, el juzgado de instrucción número dos de O Porriño, en funciones de guardia, ha asumido la causa.

La información que se maneja es que, tras el descarrilamiento, el tren chocó contra una torreta y volcó uno de los vagones, mientras que otros dos quedaron semivolcados.

Este servicio Vigo-Oporto se presta de manera combinada entre el operador español Renfe y la empresa ferroviaria lusa Comboios de Portugal, cuyo presidente, Manuel Queiró, ha afirmado que no hay indicios de que el siniestro sea atribuible a un fallo humano o material y ha incidido en que el tren disponía de todas las certificaciones, garantías y requisitos exigidos.

Numerosas han sido las autoridades que a lo largo del día se han desplazado hasta O Porriño, desde la alcaldesa de este municipio, Eva García de la Torre, pasando por la presidenta de la Diputación de Pontevedra, Carmela Silva; el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo; el ministro Rafael Catalá; y el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, entre otros.

RAJOY CONFIRMA QUE SE TRABAJA DESDE ESTA MAÑANA PARA ACLARAR LAS CAUSAS DEL ACCIDENTE DE PORRIÑO---

El presidente del Gobierno en funciones y del PP, Mariano Rajoy, informó este viernes de que se ha abierto una investigación en el juzgado número 2 de O Porriño que trabaja desde esta mañana junto a la comisión de investigación de accidentes ferroviarios del Ministerio de Fomento para aclarar qué es exactamente lo que ha ocurrido en este accidente de tren y cuáles han sido sus causas.

Así lo indicó al viajar esta tarde a Porriño, donde trasladó su pésame y el del Gobierno de España a todos los familiares de las víctimas del accidente ferroviario que ha tenido lugar esta mañana en dicha localidad. Igualmente, Rajoy deseó que se produzca una pronta recuperación de las personas heridas para que puedan regresar pronto a sus casas.

El presidente del PP lamentó que cuatro personas hayan perdido la vida en el accidente. Además, explicó que hay doce personas ingresadas y dijo que es probable que ingrese alguna más, aunque en principio no corre peligro la vida de ninguno de los heridos.

Por último, agradeció a todos los funcionarios sanitarios que a los doce minutos de producirse el accidente ya se hubiesen trasladado hasta el lugar con las primeras unidades medicalizadas y que, en muy poco tiempo, pudieran atender a las personas que fueron evacuadas a los hospitales.

También lo ha hecho Núñez Feijóo, que se encuentra en los hospitales de la zona visitando a los lesionados.

ASISTENCIA A LAS VÍCTIMAS

El Ministerio de Fomento y Renfe han activado el Plan de Asistencia a Víctimas de Accidentes Ferroviarios y sus Familiares (PAVAF), ha facilitado un teléfono de atención a víctimas (900 101 020) y se han habilitado centros de atención a familiares en la estación de Vigo y en el lugar del accidente.

Esta nueva tragedia ferroviaria en Galicia ha hecho revivir el siniestro ocurrido hace poco más de tres años en el barrio de Angrois de Santiago de Compostela, cuando el tren que cubría la ruta entre Madrid y Ferrol descarriló, el 24 de julio de 2013, en un siniestro en el que murieron 80 personas y 140 resultaron heridas.

CONDOLENCIAS DE LA XUNTA

La Xunta de Galicia ha trasladado sus condolencias a las familias de los fallecidos y los heridos en el accidente de tren. A la zona se ha desplazado el vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda y, en el lugar, según ha informado el Gobierno gallego en un comunicado, siguen los servicios de emergencias y sanitarios para intentar minimizar en lo posible las consecuencias personales del siniestro.

Los miembros del Gobierno gallego han acordado suspender su agenda pública para la jornada de este viernes.

SUSPENDIDOS LOS ACTOS DE CAMPAÑA

De igual manera, las caravanas electorales del PPdeG, PSdeG, BNG y En Marea han sido canceladas para la jornada de este viernes debido al accidente de tren ocurrido en O Porriño y en el que han fallecido varias personas.

Además, el vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, ha suspendido su presencia en un acto que tenía en Pontevedra como presidente del PP provincial para acudir al lugar del accidente.

Fuentes de los tres partidos han confirmado la suspensión de los actos electorales previstos para este viernes ante el "gravísimo" siniestro con el descarrilamiento del tren que viajaba entre Vigo y Oporto.