Los incidentes contra personas LGTB aumentaron en Madrid en 2017

Los incidentes contra personas LGTB aumentaron en Madrid en 2017
Según el 'Informe 2017 sobre la LGTBfobia' |Telemadrid

Los incidentes contra personas LGTB (lesbianas, gais, transexuales y bisexuales) aumentaron en 2017 en la Comunidad de Madrid, año en el que se registraron 321 casos, de los cuales se denunciaron 101, según el 'Informe 2017 sobre la LGTBfobia' presentado en el Ayuntamiento de la capital.

La investigación, elaborada por el Observatorio Madrileño contra la LGTBfobia, se ha presentado con las intervenciones de Celia Mayer, delegada de Políticas de Género y Diversidad; Fernando Grande-Marlaska, vocal del Consejo General del Poder Judicial, y Rubén López, director del Observatorio, así como con la presencia de activistas de diferentes asociaciones.

Según arroja el estudio, un total de 321 "incidentes" -delitos, ilícitos administrativos, actos discriminatorios y actos vejatorios- fueron puestos en conocimiento del Observatorio en 2017, frente a los 240 recogidos en 2016, lo que supone un incremento del 34 por ciento.

De esos casos, 110 fueron agresiones verbales; 70 estuvieron relacionados con discursos de odio; 57 fueron agresiones físicas, 27 amenazas y, por debajo de la amplia tabla de resultados, un incidente fue un atraco, otro fue homofobia institucional y otro estuvo relacionado con discriminación laboral.

Para Mayer, se trata de la "punta del iceberg", porque en este informe no se reflejan todos los incidentes reales contra personas LGTB en la Comunidad de Madrid, si no aquellos de los que tiene constancia el Observatorio, un proyecto coordinado por Arcópoli.

"Ahora mismo, la víctima no se acerca a veces ni si quiera a nosotros como activistas. Sigue teniendo miedo", ha denunciado, por su parte, López, quien ha insistido en que Madrid es "posiblemente la ciudad más libre e igualitaria del mundo" y que "desgraciadamente esa visibilidad está unida a las agresiones".

En las calles o vías públicas es donde más incidentes se registraron (un total de 59), seguido por internet (51); el transporte público (29); y la vivienda habitual, los centros educativos y las discotecas, cada uno de estos lugares con 22 casos puestos en conocimiento del Observatorio.

Las personas de entre 18 y 30 años son las que más agresiones sufrieron -especialmente aquellas de entre 20 y 24 años-, unos datos que coinciden, además, con el perfil de los agresores.

De un total de 89 agresores a los que se les registró la edad, 25 tenían 18 años; 7, entre 18 y 19, y 20 agresores tenían entre 20 y 29 años.

"Los 'millennials' son los más visibles y al mismo tiempo más agresivos. Notamos un aumento en agresores más jóvenes y es porque creemos que les está sentado mal que seamos tan visibles", ha comentado López.

En cuanto a la orientación sexual o identidad de género de las personas agredidas física o verbalmente, los hombres gais fueron los más discriminados (52), seguidos de las lesbianas (40), y las personas trans (8 hombres y 29 mujeres), y, además, se registraron 9 casos a personas heterosexuales que "aparentaban" ser LGTB.

López ha hecho hincapié, en este apartado, a los datos ofrecidos sobre las personas bisexuales: tan solo se tiene constancia de 5 incidentes, todo ellos dirigidos hacia hombres bisexuales.

Una reticencia a hacer pública las agresiones que el director del Observatorio relacionado con que las "personas bisexuales no se encuentran cómodas dentro del colectivo LGTB", ya que sufren discriminación incluso dentro de la comunidad.

Entre las reivindicaciones del Observatorio para acabar con la LGTBfobia y sus vertientes, López ha resaltado la necesidad de una ley estatal para la protección del colectivo y la necesidad, también, de trabajar el acercamiento de las víctimas a las Administraciones.