Un incendio forestal declarado en Valencia obliga a desalojar tres aldeas

Un incendio forestal declarado en Valencia obliga a desalojar tres aldeas

Un incendio forestal declarado esta tarde en el término municipal de Andilla, en el interior norte de la provincia de Valencia, ha obligado a desalojar de manera preventiva tres aldeas de la zona, han informado fuentes del Centro de Coordinación de Emergencias.

El incendio se ha iniciado, por causas no precisadas, alrededor de las 16.36 horas en el término de Andilla, en la comarca de los Serranos.

La proximidad del fuego ha obligado a evacuar de forma preventiva a los habitantes de las aldeas de Artaj, Oset y Pardanchinos, cercanas a Andilla, según han precisado las mismas fuentes.

En la extinción del incendio participan, según fuentes del Consorcio Provincial de Bomberos, al menos cinco medios aéreos, siete brigadas forestales, dos auto-bombas y voluntarios del parque de Chelva.

EL INCENDIO DE CABACÉS, CONTROLADO

Los Bomberos de la Generalitat han controlado el incendio de Cabacés sobre las 18.00 horas, aunque aún trabajan en la zona quince dotaciones terrestres y tres de áreas remojando el perímetro para evitar rebrotes, ha informado Protección Civil.

El fuego ya había entrado en fase de control ayer por la noche y esta tarde los bomberos lo han dado totalmente por controlado, aunque las quince dotaciones terrestres, un helicóptero de mando y dos helicópteros bombarderos remojan todo el perímetro afectado para evitar rebrotes.

Durante toda la jornada de hoy, los bomberos ya han rematado los puntos calientes que todavía detectaban y por ello han podido mantener el fuego bajo control, con la previsión de extinguirlo totalmente esta madrugada.

La superficie quemada se mantiene en 120 hectáreas del parque natural del Montsant y las seis personas evacuadas de tres masías ya han podido regresar a sus casas y también se han abierto ya todas las carreteras comarcales que se habían cerrado por precaución.

Cuando se retiren los medios aéreos al caer la noche, los mandos evaluarán cuántas dotaciones serán necesarias para extinguir totalmente el incendio.

Las autoridades hacen un llamamiento a la población para que extreme las precauciones, debido al alto riesgo de incendios por las altas temperaturas, la baja humedad y la presencia de viento e insta a avisar enseguida al teléfono 112 si se detecta alguna columna de humo.