La gota fría se despide de España con el mes de agosto

La Depresión Aislada en Niveles Altos (DANA), conocida popularmente como 'gota fría', abandonará este viernes la Península después de haber provocado un descenso generalizado de las temperaturas mínimas y abundantes precipitaciones, sobre todo en el área mediterránea e Islas Baleares, dando paso a la estabilidad al inicio del mes de septiembre, según ha explicado a Europa Press el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Fermín Elizaga.

En cualquier caso, Elizaga ha destacado que esta situación cambiará a partir del miércoles o el jueves, cuando se espera la entrada de un nuevo frente que dejará precipitaciones que, de todos modos, "no serán comparables a las de esta semana".

El portavoz ha precisado que, durante la jornada de este viernes, la gota fría se dará por finalizada, sobre todo en las últimas horas del día, dando paso a una estabilidad que traerá "temperaturas agradables".

Así, para este fin de semana, no se esperan "episodios destacados", ya que los cielos estarán poco nubosos o despejados, con algunas precipitaciones débiles en el Cantábrico, mientras que las temperaturas se irán recuperando "poco a poco, progresivamente".

De cara a la próxima semana, la primera de septiembre, la estabilidad será la tónica predominante, aunque a partir del miércoles aparecerá "cierta inestabilidad" en distintas zonas de la Península, sobre todo, en el interior peninsular e Islas Baleares.

El portavoz de la AEMET ha reiterado que este episodio "no será comparable con el de esta última semana de agosto", cuando se han registrado cifras destacadas que no han llegado a efemérides. Así, ha indicado que se han registrado mínimas "relativamente bajas" en el interior de la Comunidad Valenciana, Aragón y Castilla-La Mancha, donde los termómetros "se han situado dentro de los límites pero con temperaturas llamativas para la época".

Respecto a las precipitaciones, ha destacado como mayores acumulaciones los 150-170 litros por metro cuadrado (l/m2) que se registraron en 24 horas en el sur de Valencia y norte de Alicante, así como cantidades superiores a los 100 l/m2 en 24 horas en Córdoba y Granada.