El despegue de los coches voladores

Hasta ahora parecía que los coches voladores eran sólo cosa de películas del futuro.

Como en Blade Runner, el Quinto elemento, o el coche menos futurista pero movido por la magia de Harry Potter. Ahora ya es real.

Es una de las atracciones que están en el New York International AutoShow. Este coche volador tiene unas alas plegables y puede alcanzar una altura de 1.400 metros. Saldrá próximamente a la venta con un precio de 279.000 dólares.

Más de un centenar de acaudalados afortunados han entregado 10.000 dólares para asegurarse de que uno de esos coches voladores será suyo.

Es un gran avance aunque aún deberemos esperar un poco más para que lo vayan perfeccionando. Quizá, en un futuro, se acabaron los atascos ... en las carreteras.