Tomatina en Buñol, entre fuertes medidas de seguridad

Tomatina en Buñol, entre fuertes medidas de seguridad

Como cada último miércoles de agosto desde hace 72 años, la pequeña localidad valenciana de Buñol ha acudido entregada a su cita con la guerra a tomatazos que le ha dado fama internacional, una "chifladura" cada vez más organizada y con mayores medidas de seguridad. La intensa presencia policial, mayor que en anteriores ediciones, y los controles de seguridad, hasta cuatro consecutivos, a los que han sido sometidos los participantes, ha sido la nota dominante en la presente edición de esta fiesta, condicionada inevitablemente por los últimos atentados de Cataluña.