Tatuajes para recuperarse tras el cáncer de mama

Tatuajes para recuperarse tras el cáncer de mama

A Ana le diagnosticaron cáncer en 2011. Desde entonces ha recibido radio y quimio y tuvieron que extirparle el pecho. "Es horrible desnudarte y ver una cosa lisa. No estás completa", afirma a Efe con una sonrisa, pues "ya ha pasado todo" y vuelve a sentirse a gusto con su cuerpo tras conocer a Álvaro Quesada.