Rosario Porto se somete a un examen psicológico y otro psiquiátrico

La abogada Rosario Porto, madre de la niña hallada muerta en septiembre, ha llegado a los juzgados compostelanos de Fontiñas donde se someterá a un examen psicológico y psiquiátrico forense, y reconstruirá sus pasos a lo largo del 21 de septiembre, cuando se consumó el crimen de su hija.

Porto llegó en un furgón escoltado a las diez de la mañana y antes lo hizo su letrado, José Luis Gutiérrez Aranguren, quien confirmó estas diligencias, aunque de la segunda no supo precisar la hora y tampoco el itinerario.

Porto, aconsejada por su defensa, se había negado a reconstruir los hechos mientras estuviese vigente el secreto de sumario por no conocer todo el acervo probatorio recabado por los investigadores.

Asunta Basterra Porto, una menor de 12 años a la que adoptaron cuando todavía no había cumplido uno, fue localizada muerta por dos viandantes en una pista forestal de Teo en la madrugada del 22 de septiembre después de haber sido sedada y asfixiada.

Los investigadores desde el primer momento sospecharon de sus progenitores, Rosario Porto y el periodista Alfonso Basterra, encarcelados desde el 27 de ese mes en el penal coruñés de Teixeiro en régimen de prisión provisional comunicada y sin fianza, y acusados de la presunta comisión de un delito de asesinato.