El Príncipe sorprende a los madrileños paseando a pie por el centro de Madrid

El Príncipe de Asturias ha sorprendido este miércoles a decenas de madrileños con un paseo a pie por las calles del centro de Madrid mientras iba a dejar su donativo en las mesas petitorias instaladas por Cruz Roja Española con motivo del 'Día de la Banderita'.

Tras saludar en el Congreso de los Diputados a la Reina, que ha puesto una banderita a Don Felipe, éste ha puesto rumbo al puesto de la Cruz Roja instalado en la entrada de la Real Casa de Correos, sede del gobierno autonómico, donde se encontraba la infanta Elena.

Durante este recorrido por la Carrera de San Jerónimo, numerosos madrileños se han acercado a saludarle y algunos incluso se han atrevido a pedirle una foto. "Encantadas de verle", le gritaban unas señoras, mientras otra le decía que lo está haciendo "muy bien".

"¡CUIDADO!", EXCLAMA ANTE UN CICLISTA

Antes de llegar al kilómetro cero de la Puerta del Sol, un ciclista ha intentado grabar en vídeo al Príncipe. "Cuidado", le ha dicho Don Felipe al ver que estaba a punto de perder el equilibrio. Finalmente, el chico de la bicicleta se ha caído y mientras le ayudaba a levantarse, el Heredero de la Corona le ha espetado: "Ya te he avisado".

Tras una breve parada en la mesa de la Cruz Roja de Sol, el Príncipe ha continuado por la calle de la Paz y la calle de la Bolsa hasta llegar a la Plaza de la Provincia, donde se encuentra el Palacio de Santa Cruz, sede histórica del Ministerio de Asuntos Exteriores.

Allí le esperaba la Princesa de Asturias en otra de las mesas de la Cruz Roja. Doña Letizia ha amagado con dar un beso en los labios a su marido, pero éste le ha respondido con dos besos en la mejilla y un fuerte abrazo, consciente de que muchas cámaras y gráficos estaban captando ese encuentro.

FONDOS PARA AYUDAR A UNAS 300.000 PERSONAS

El 'Día de la Banderita' es uno de los eventos más emblemáticos de la Cruz Roja, que se desarrolla de forma simultánea en más de 30 provincias españolas y cuyos fondos se destinarán a ayudar a cerca de 300.000 personas en situación de "extrema vulnerabilidad".

Entre las instituciones colaboradoras de este día, se encuentra la Familia Real, una relación que se remonta a 1889. De hecho, la Reina Doña Sofía es presidenta de Honor de la institución y colabora ininterrumpidamente con Cruz Roja desde hace 40 años.