Madrid en alerta amarilla por lluvias y tormentas este viernes

Lluvia en Madrid
Lluvia en Madrid |Lluvia en Madrid

Un total de 22 provincias españolas estarán este viernes en alerta amarilla (riesgo) y naranja (riesgo importante) por lluvias y tormentas, según la previsión de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

En concreto, la AEMET ha activado la alerta naranja (riesgo importante) por lluvias en Almería, Granada, Málaga, Albacete, Alicante, Valencia y Murcia; así como el mismo nivel de alerta por tormentas en Almería, Granada y Málaga.

Mientras, Cádiz, Córdoba, Huelva, Jaén, Ciudad Real, Cuenca, Guadalajara, Toledo, Avila, Salamanca, Segovia, Ceuta, Madrid, Badajoz, Cáceres, Ibiza y Formentera permacerán en alerta amarilla (riesgo) por lluvias. Además, Cádiz, Huelva, Jaén, Ceuta, Alicante, Valencia, Ibiza, Formentera y Murcia estarán en alerta amarilla (riesgo) por tormentas.

Así, los cielos estarán muy nubosos o cubiertos en la mitad sureste peninsular, Ceuta y Melilla, con precipitaciones moderadas, ocasionalmente tormentosas, localmente muy fuertes o persistentes, especialmente en Andalucía, Ceuta, la Comunidad Valenciana, Ibiza, Murcia y la mitad sureste de Castilla-La Mancha.

En el resto de la mitad sur, se registrarán chubascos débiles a moderados, que localmente podrían ser fuertes. También hay posibilidad de chubascos débiles localmente moderados en el resto de la Península y Baleares, salvo en el extremo norte y Galicia, donde las precipitaciones son poco probables. En las Islas Canarias habrá intervalos nubosos, con posibilidad de alguna lluvia débil en las islas de mayor relieve.

Durante la jornada, las temperaturas experimentarán un ligero descenso en las Islas Canarias y el Levante peninsular, mientras que en el resto del país se mantendrán sin cambios o en ligero ascenso.

Por último, los vientos soplarán moderados de componente norte en las Islas Canarias y el litoral gallego; del suroeste en el litoral atlántico de Andalucía; del noreste en Levante y las Islas Baleares; y del oeste en Alborán. En el resto, serán flojos en general.