Hallan el cadáver de un bebé en un vertedero de Villena (Alicante)

Guardia Civil
Guardia Civil |Telemadrid

La Guardia Civil investiga si el cadáver del recién nacido hallado en un vertedero situado a las afueras de la localidad alicantina de Villena pudo llegar en un camión de residuos industriales procedente de la comarca de la Vega Baja, del sur de la provincia de Alicante.

Fuentes conocedoras del caso han informado a Efe de que la policía judicial de la Guardia Civil mantiene abierta la investigación y de que, una vez acotada la zona por las horas de descarga, la principal hipótesis es que un camión que recoge residuos de polígonos industriales de varios municipios de la Vega Baja pudo traer el cuerpo sin vida del bebé.

En todo caso, y a la espera de los resultados de la autopsia en el Instituto de Medicina Legal de Alicante, la investigación sigue adelante para tratar de confirmar la procedencia para, a continuación, indagar el origen.

Esta planta de tratamiento, Reciclados y Servicios del Mediterráneo SLU, es privada y tiene licencia de actividad para recibir residuos de tipo industrial procedentes, principalmente, de Alicante, Valencia, Albacete, Murcia y Almería, aunque también suele hacerlo de otras provincias españolas, en menor medida.

Se halla en el pareja de los Cabecicos, a unos 4 kilómetros del casco urbano de Villena, y es distinta de otra planta de tratamiento de basuras de titularidad pública, la cual recoge los residuos orgánicos de la comarca del Alto Vinalopó.

Las mismas fuentes han señalado que el bebé, un varón nacido en un parto reciente, se encontraba al menos parcialmente dentro de una bolsa de plástico y fue descubierto por un operario que manipulaba los residuos en torno a las 13.50 horas de ayer mientras que se procedió al levantamiento del cadáver poco antes de las 17.00.

El recinto de la planta de residuos ocupa 16 hectáreas, según la página web de la mercantil que explota el recinto.