Detenida una mujer que se hacía pasar por la presidenta de ONU-Mujeres en España

La mujer detenida en Denia conocida como 'la pequeña Nicolasa'
La mujer detenida en Denia conocida como 'la pequeña Nicolasa'

La Policía Nacional ha detenido en Denia (Alicante) a una mujer de origen nigeriano, con nacionalidad española, a quien se le atribuyen los presuntos delitos de usurpación de funciones y estafa luego de haber impartido conferencias y entrevistas en medios de comunicación haciéndose pasar por la presidenta de ONU-Mujeres y del Comité Nacional Español de ONU Mujeres en Internet. Ya se la conoce como 'la pequeña Nicolasa'.

También ofertaba cursos de Perito Judicial a través de Internet, dotándolos de un falso carácter oficial, y solicitaba fondos para llevar a cabo supuestos proyectos relacionados con la institución que decía representar.

Según informó este jueves la Policía, la investigación comenzó a mediados de 2018, cuando ONU Mujeres denunció a una mujer que, presuntamente, se hacía pasar por la presidenta de ONU-Mujeres en España y del Comité Nacional Español de ONU Mujeres en Internet.

Ofrecía falsos cursos

ONU Mujeres se había llegado a poner en contacto con la investigada para hacerle entender la ilicitud de su comportamiento y para instarle a poner fin a sus actividades, a lo que ésta se negó.

Por ello, la Policía comenzó una investigación en las redes sociales en las que la mujer participaba activamente y en las páginas webs vinculadas a ella.

Los agentes comprobaron que en el sitio web del supuesto Comité Nacional de ONU-Mujeres –administrado por la detenida- se había creado un apartado denominado ‘Cursos’ en el que la mujer aseguraba que éstos, de modalidad ‘online’ y a distancia, eran oficiales y capacitaban para ejercer como perito judicial ante el Ministerio de Justicia. Superado el curso, los alumnos podrían solicitar una plaza como colegiados y obtener un título acreditativo en formato digital, todo falso.

La investigación concluyó con la detención de la investigada en la localidad alicantina de Denia y con el posterior registro de su domicilio, donde se encontró numerosa documentación, tanto en papel como en formato digital, que corroboraba los hechos denunciados.