Brutal agresión de manteros a un turista en Barcelona

Un turista norteamericano resultó herido por la agresión de unos manteros en Plaza Catalunya de Barcelona, según han informados fuentes policiales. El Ayuntamiento de Barcelona ha confirmado de que consta una pelea ente un turista y un vendedor ambulante, que el turista fue trasladado a un centro hospitalario y que los Mossos y la Guardia Urbana han abierto una investigación.

Los Mossos d'Esquadra han informado de que un turista resultó herido a raíz de la agresión de los manteros cuando intercedía en una discusión entre turistas y vendedores ambulantes sobre las 21:30 en Plaza Catalunya. La policía catalana, que está haciendo las gestiones para encontrar al turista y que denuncie la agresión, ha indicado que desconoce el alcance de la agresión y que de momento no hay ningún detenido.

turista-agrededido0308_1.jpg
turista-agrededido0308_1.jpg

DADO DE ALTA

El turista fue atendido en el lugar de los hechos por el Sistema de Emergencias Médicas (SEM), que ha indicado que lo trasladó en estado menos grave al Hospital Clínic, de donde ya ha sido dado de alta, según los Mossos.

Según ha explicado a Efe Eugenio Zambrano, portavoz del sindicato CSIF en la Guardia Urbana, el turista estaba defendiendo a una mujer que estaba siendo increpada por vendedores del top manta cuando otro mantero "le golpeó con la hebilla de un cinturón a modo de látigo" y "le cortó la femoral", con lo que le causó "una herida profunda de sangrado arterial de pronóstico desconocido".

El policía ha explicado que el turista, que es norteamericano, había intentado mediar entre una mujer que había recriminado a los manteros que no podía pasar con un carrito de bebé dado que había un bazar en el suelo y los manteros la increpaban.

turista-agrededido0308_2.jpg
turista-agrededido0308_2.jpg

AGRESIONES A LA POLICÍA

Zambrano ha denunciado que la Guardia Urbana es receptora de "la frustración que tienen los ciudadanos ante la invasión del espacio público" que hacen los vendedores ilegales en Barcelona y por las agresiones crecientes de los manteros hacia la policía y los ciudadanos, que ha asegurado que no se denuncian "por miedo a represalias".

El dirigente sindical ha culpado a la alcaldesa Ada Colau de la situación por "respaldar" a los vendedores ilegales y por incentivar económicamente a los agentes de la Guardia Urbana para que trasladen sus vacaciones, como hicieron los alcaldes Hereu y Trias, para que haya suficientes efectivos durante los meses de verano.

El líder del PP en el Ayuntamiento de Barcelona, Alberto Fernández, ha lamentado que la alcaldesa, Ada Colau, "silencie los hechos".

CONDENAS

La teniente de alcalde de Derechos Sociales del Ayuntamiento de Barcelona, Laia Ortiz, ha condenado la agresión y ha negado que la venta ambulante ilegal goce de impunidad en la ciudad. En rueda de prensa, la alcaldesa accidental ha asegurado que el gobierno municipal condena "con toda firmeza los hechos", que ha tildado de "inaceptables".

El Gremio de Hoteles de Barcelona ha condenado la agresión. El director general de la entidad, Manel Casals, ha lamentado que este hecho era "previsible" y defiende ha defendido la necesidad de encontrar soluciones urgentes para erradicar la actividad del 'top manta', pero también otras contra el alquiler turístico de viviendas, el 'botellón' y la venta ambulante de refrescos en las playas de la ciudad.

El gremio ha asegurado que el Ayuntamiento de Barcelona no se está esforzando en poner fin a esta actividad, y ha afirmado que el 'top manta' está "perjudicando gravemente" al comercio local y proyectando una imagen negativa de la ciudad.

Pimec Comerç ha condenado la lesión a un turista por parte de un mantero en el centro de Barcelona y también las agresiones a dos agentes de los Mossos d'Esquadra durante una identificación policial por transportar material para la venta ambulante ilegal en Salou (Tarragona), y ha pedido responsabilidades al conseller de Interior, Miquel Buch, y a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau.

En un comunicado este viernes, la patronal ha pedido a ambos responsables políticos que expresen públicamente su rechazo ante estos actos violentos y "se comprometan a la erradicación de la venta ambulante ilegal, cada uno en los ámbitos competenciales pertinentes".

"Insistimos en el hecho de que el juego de la pelota competencial se debe acabar", ha sostenido Pimec, que ha considerado que las diferentes administraciones deben actuar de forma decidida y coordinada para garantizar la seguridad, la movilidad y la legalidad, tanto del comercio en concreto como del turismo y la ciudadanía en general.