Aumenta la reventa de medicinas por particulares en Internet

En numerosas ocasiones la venta de medicamentos por Internet resulta un fraude y casi siempre supone un riesgo porque en más de la mitad de los casos se trata de falsificaciones con sustancias tóxicas o de muy baja calidad.

A este peligro se le ha añadido ahora un fenómeno nuevo y no menos preocupante: La reventa de medicinas por parte de particulares. En la mayoría de los casos son medicamentos que les sobran.

En las páginas de anuncios de la red se puede comprobar cómo cientos de particulares venden desde pastillas para adelgazar o para dormir hasta aspirinas infantiles.

Es una “reventa” que va a más, según advierte Juan del Arco, director técnico del Colegio de Farmacéuticos de Vizcaya. “Los medicamentos –asegura- tienen que estar siempre controlados por parte de las Autoridades Sanitarias”

Los farmacéuticos saben perfectamente que la mitad de los medicamentos que se ofrecen en la red son falsos aunque se encuentran cada vez más con clientes que les preguntan por productos que antes han buscado en Internet, como los que están dados de alta en el registro sanitario americano o europeo y no en España.

También es frecuente que se busquen por la red pastillas para adelgazar o que potencien el apetito sexual, y abundan quienes intentan encontrar en Internet los medicamentos que sólo se pueden conseguir con receta.

Es peligroso comprar medicamentos por Internet, pero además es ilegal su venta que puede suponer multas de entre 20.000 y 30.000 euros.