Agustín, el gigante extremeño estrella del Museo Nacional de Antropologia

Agustín, el gigante extremeño estrella del Museo Nacional de Antropologia

"Handia" ha sido la gran triunfadora de los goya de este año. La historia de ese gigante nos ha hecho mirar de cerca a otro. Agustin Luengo era un joven de Badajoz que vivió en el siglo XIX.

Su madre lo trajo a Madrid en busca de cura y aquí se quedó. Su esqueleto descansa en el Museo Nacional de Antropologia.

Agustín Luengo, el gigante extremeño, llegó a medir 2 metros, 35 cetímetros, sesenta y siete por encima de la media española de la época.

Quince más que Pau Gasol y poco menos que el de Alzo que llegó a 2 metros cuarenta y dos centímetros.

Su madre, desesperada, logró traerle a Madrid en busca de una cura. Despertó tal expectación que el Rey Alfonso XII le recibió en audiencia.

Y dice también la leyenda que le regaló unas botas del número 54. En su viaje conoció al Doctor Velasco, fundador del Museo Antropológico.

Ciento cuarenta y tres años después de su muerte sigue siendo la estrella del Museo.