Un gran tramo de vallas de hormigón ya limita la circulación en la Gran Vía

Los transportistas de mercancías impugnan el cierre en navidades de esta gran arteria del centro de Madrid

madrid

| 29.11.2017 - Actualizado: 13:24 h

REDACCIÓN/AGENCIAS

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Continúan las obras de remodelación de la Gran Vía para el periodo navideño. Por segundo día, anoche los operarios continuaron colocando las vallas de hormigón, las llamadas "New Yersey", desde la red de San Luis hasta la calle Alcalá. La mayoría de los conductores se muestran resignados y algunos recuerdan que el año pasado ya fracasaron estas medidas para peatonalizar la Gran Vía. Otros se muestran algo más concienciados aunque para nada conformes. El tráfico hoy está siendo menos complicado que el de ayer que provocó grandes atascos en las zonas aledañas.

IMPUGNACIÓN DE LOS TRANSPORTISTAS

El departamento de mercancías del comité madrileño de Transporte por Carretera ha anunciado hoy que impugnará por la vía judicial la limitación de actividad y circulación por la Gran Vía y otras del distrito de Centro durante el periodo navideño.

Una de las empresas miembro del departamento es la Asociación de Empresas de Transportes de la Región Centro (Atradice), que ha admitido que es necesario establecer "limitaciones de circulación al transporte particular" por tener alternativas en la red de transporte público, "pero no al servicio público de mercancías".

El presidente del colectivo, Cristóbal San Juan, ha criticado que el Ayuntamiento de Madrid haya optado por "la vía de la imposición", con un diálogo que ha calificado de "nulo", manteniéndose una reunión "sin ningún ánimo de escuchar al sector".

Por todo ello, las empresas del departamento de mercancías han decidido acudir a los juzgados porque "las restricciones limitan y condicionan una actividad esencial para la sociedad", sobre todo durante un periodo como el navideño, de especial actividad en el sector.

El año pasado, el Juzgado de lo Contencioso administrativo número 30 de Madrid dio la razón al sector de los transportistas autorizando a los vehículos de paquetería y logística a circular por la Gran Vía y las calles de Atocha y Mayor durante las navidades, a pesar de las restricciones que había aprobado el Consistorio.

Fuentes del Ayuntamiento han indicado a Efe que la resolución del 25 de septiembre de 2017 ha sido recurrida al Tribunal Superior de Justicia de Madrid por "entender que atenta contra el interés público y la autonomía local", por lo que no es todavía firme.

Para este año, el Gobierno de Manuela Carmena (Ahora Madrid) ha prohibido la circulación de vehículos de más de 3.500 kilogramos, menos aquellos de paquetería postal, por Gran Vía del 1 de diciembre al 7 de enero en horario de once de la mañana a once de la noche, por lo que la carga y descarga solo se podría efectuar entre las 23.00 y las 11.00.

Para el resto de calles del distrito de Centro, la carga y descarga solo se podrá llevar a cabo en horario de 8 a 13.00.