"Nunca he dejado de ser policía y confío en que volveré a ejercer"

Julián Sotos Sepúlveda pide al Ministerio del Interior el indulto para recuperar su plaza como agente de la Policía nacional

sociedad

| 24.07.2011 - Actualizado: 17:46 h

Lucía Rodríguez

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Julián ha llamado a todas las puertas y ahora su esperanza está sobre la mesa del Ministerio del Interior. La Unión Federal de Policía, sindicato al que está afiliado, ha enviado una carta a Interior. "Hemos pedido al Ministerio del Interior que proponga en Consejo de Ministros el indulto parcial para que Julián pueda volver a incoporarse porque ya ha cumplido la pena de tres años de inhabilitación especial y ya se podría incorporar"- asegura su portavoz, Alfredo Perdiguero.

Ha cumplido ya la pena de 30 meses que se le aplicó por supuestos malos tratos durante el forcejeo en una detención en el año 2000, en un desalojo de decenas de "okupas" que, según dice, pertenecían a la izquierda abertzale.

Julián dice que en su trabajo se encuentra con manifestaciones y tumultos a diario y en un segundo tiene que tomar una decisión que posiblemente le acarrea consecuencias el resto de tu vida"

Fue condecorado en 2007 por su actuación en un incendio en 2002 en el que salvó la vida a un minusválido que no podía huir de las llamas en el interior de su casa.

Cree que con actuaciones de este tipo queda demostrada su valía y sólo pide volver al cuerpo nacional de polícia. Considera injusto que sea la única corporación de España en la que se sanciona dos veces a una persona por el mismo delito. Por regimen disciplinario y judicialmente.

Además, desde fuera, le da rabia el doble rasero que perjudica a quienes luchan por que se aplique la Ley. Citando la Doctrina Parot que, creen, beneficia a los terroristas sumando todas las condenas y, sin embargo, él tiene que cumplir cada una de las sentencias por las que se le acusa de tres delitos.

Interior le había delegado hace tres años un primer indulto parcial. Julián hoy sigue peleando por recuperar su trabajo pero la vocación nunca la ha perdido.