La subida de IVA entrará en vigor el 1 de septiembre

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha confirmado que la subida de tipos de IVA y el cambio de algunos productos de base imponible reducida a general se producirá el 1 de septiembre para así dar un tiempo suficiente y no distorsionar la actividad económica. En esa fecha, el tipo general de IVA pasará del 18% al 21%. En esa misma fecha subirá el tipo de reducido del 8% al 10%, mientras que se mantendrá el tipo superreducido, el que grava los bienes de primera necesidad en el 4%.

El reducido que pasará del 8% al 10% se limitará a transportes, hostelería y cesta de la compra, incluidas bebidas refrescantes, así como revistas y periódicos.

Otros productos y servicios, hasta ahora gravados con el tipo reducido pasarán al tipo general (del 8 al 21%). Es el caso de servicios funerarios, algunos productos sanitarios, asistencia sanitaria dental, servicios de peluquería o entradas a espectáculos culturales como teatros, cine, parques de atracciones, espectáculos deportivos, conciertos, bibliotecas, museos o zoológicos.

La subida del IVA, según Montoro, se completará con una reducción de las cotizaciones a la Seguridad Social un punto en 2013 y otro en 2014.

El ministro ha explicado que la fecha del 1 septiembre es "técnicamente la más operativa", por lo que ha desvinculado el retraso del intento de no perjudicar la actividad turística, ya que de hecho ésta se seguirá desarrollado en septiembre, ha recordado.

Además el Gobierno aplicará a partir del 1 de enero de 2013 un IVA del 10 % (tipo reducido) a la compra de vivienda nueva, frente al 4% actual (tipo superreducido), segun ha anunciado el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas. Montoro ha indicado, además, que también desde el 1 de enero de 2013 "quedará suprimida la deducción por adquisición de vivienda en España", en línea con las recomendaciones emitidas por la UE.

Montoro ha afirmado que subirán el IVA "porque es obligado hacerlo" por las circunstancias, las recomendaciones y por la "prioridad absoluta de reducción del déficit", aunque ha dejado claro que en cuanto sea posible "se compensará" este sacrificio. "No hay más remedio", ha dicho Montoro, admitiendo que el proyecto político del PP era bajar impuestos: "Y los estamos subiendo".

SACRIFICIOS IMPORTANTES EN MOMENTOS DRAMÁTICOS

La vicepresidenta primera del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha reconocido que las medidas de consolidación fiscal adoptadas van a suponer, ha dicho, "sacrificios importantes" para los ciudadanos en uno de los momentos "más traumáticos, dramáticos y difíciles de nuestra historia reciente".

Un ajuste de 65.000 millones de euros que según Sáenz de Santamaría, son medidas "que no son sencillas, fáciles ni populares", ya que "les estamos pidiendo a muchísimos españoles que están en una situación ya complicada sacrificios importantes para sacar adelante país".

"No hay más remedio para tapar el agujero de las cuentas públicas", ya que los intereses de la deuda se detraen de partidas como la educación y la sanidad a un nivel de intereses que "no podemos mantener durante mucho tiempo", ha admitido.

Reconoció que con las medidas anunciadas muchos de los ciudadanos, ya viven "al límite de sus posibilidades" e incluso no tienen empleo. Precisamente, pensó en estos últimos cuando pidió a todos los españoles que entiendan los recortes y las subidas de impuestos como "un esfuerzo adicional para ayudar a pagar el desempleo de los que no tienen" trabajo.

El Gobierno, ha afirmado Sáenz de Santamaría, debe actuar con "responsabilidad, rigor y realismo". "No hay que quitarle al país ni un ápice de la gravedad de la situación que vive, ni al Gobierno ni un ápice del rigor con que tiene que actuar", ha recalcado.

UN PLAN DE REFORMAS CON 20 NUEVAS LEYES PARA EL SEGUNDO SEMESTRE

Asimismo, el Consejo de Ministros ha aprobado un plan de reformas que incluye 20 nuevas leyes que se pondrán en marcha en el segundo semestre, tal y como ha anunciado la vicepresidenta y portavoz del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. El objetivo de estas reformas, algunas de las cuales se aprobarán este mismo mes, es mejorar la Administración, ganar competitividad y mejorar la situación de la economía española para poder crecer en el futuro.

Las reformas incluyen una veintena de leyes en los ámbitos de las administraciones públicas, tributario, de empleo y Seguridad Social, de liberalización de la economía, de la unidad de mercado, energético, de competitividad y de educación.

En concreto, Sáenz de Santamaría detalló que, en cuanto a las administraciones, se aprobará una ley de racionalización y sostenibilidad de la Administración local y una ley de transparencia. En septiembre se promoverá una ley de acción exterior para potenciar España en otros países.

En materia tributaria, el Gobierno prevé sacar adelante una ley de mutuas y, en el marco del Pacto de Toledo, una ley para garantizar el factor de sostenibilidad de las pensiones, como avanzó el miércoles en el Congreso el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy.

LIBERALIZACIÓN DE TRANSPORTES

En cuanto a la liberalización de la economía, este mismo viernes el Consejo de Ministros ha aprobado una nueva regulación de horarios comerciales. Además, se liberalizará este mismo mes de junio el transporte ferroviario y aeroportuario, el alquiler de vivienda y el transporte terrestre, así como los servicios profesionales, en este último caso, en septiembre.

Por lo que respecta la unidad de mercado, las reformas contemplan una ley de unidad de mercado para septiembre, una ley para unificar los organismos supervisores en la Comisión Nacional de Mercados y Competencia, la ley de costas (aprobada este viernes en anteproyecto) y una nueva Ley Orgánica del Poder Judicial.

Además, para impulsar la competitividad, se impulsará una reforma energética con el fin de atajar el problema de déficit tarifario, y en el próximo período de sesiones llegarán al Parlamento una reforma de la educación y de la Formación Profesional.

DE SEIS A TRES "MOSCOSOS" Y DESAPARECEN LOS "CANOSOS"

El ministro de Hacienda y responsable de Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, confirmó que el Gobierno ha aprobado la supresión de la paga extraordinaria de Navidad de los funcionarios, que "quedará compensada" a través de su fondo de pensiones en 2015.

Asimismo, Montoro informó que el Gobierno ha acordado reducir a la mitad (de 6 a 3) los denominados "moscosos" o dias de libre disponibilidad por parte de los funcionarios, al tiempo que se suprimen los conocidos como "canosos" que son asimismo días de libre disponibilidad que se suman a los anteriores en función de la antiguedad de los funcionarios.

El Gobierno ha acordado tambien la desaparición "desde ahora y para siempre" de las "cesantías" que percibían exministros y exsecretarios de Estado, siempre que se reciba un sueldo, ya sea público o privado. Hasta ahora, en virtud de la ley 74/1980, estos altos cargos, al cesar, tenían derecho a cobrar el 80% del salario que percibían como indemnización durante el mismo tiempo que hubieran estado al frente de esa responsabilidad y con un máximo de dos años.

Esta incompatibilidad regirá también para los que hayan ejercido como presidentes del Congreso y del Senado, y para los expresidentes y exconsejeros de los organismos reguladores.

Quienes estén percibiendo esta compensación cuando entre en vigor el real decreto aprobado hoy tendrán que elegir entre seguir recibiendo esa indemnización, o el sueldo o jubilación que cobran.La medida aprobada hoy afecta a una veintena de ex ministros del Gobierno de Zapatero.