Sánchez dice a Casado que su "radicalidad" le llevará a la "marginalidad electoral"

Sánchez dice a Casado que su "radicalidad" le llevará a la "marginalidad electoral"

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, espetó al líder del Partido Popular, Pablo Casado, que su "radicalidad" le llevará a la "marginalidad electoral" y le emplazó a "romper con el pasado más turbio" de su formación.

Así se pronunció en la sesión de control al Gobierno cuando Casado le preguntó si piensa romper relaciones con los partidos independentistas, justo una semana después de que el jefe del Ejecutivo diese por "rotas" las relaciones con el líder del principal partido de la oposición.

Cruce de acusaciones

"Si usted continúa empeñado en el extremismo, yo solo le planteo un consejo: la radicalidad le llevará a la marginalidad electoral, créame, se lo digo en serio...", manifestó Sánchez, antes de valorar que el PP sigue sin entender el origen de la moción de censura, que fue "la solución de responsabilidad contra un Gobierno que no asumió su responsabilidad con los casos de corrupción".

Así, preguntó a Casado por las medidas que está tomando para regenerar a su formación, a lo que el presidente del PP respondió valorando que a Sánchez "el traje de presidente le queda grande". "¡Déjese de victimismos hipócritas, ha roto con la Constitución y es el caballo de Troya por el que el independentismo se filtra!", denunció el líder de los populares.

Casado afeó a Sánchez la "irresponsabilidad" de pactar con los que quieren romper España. Le advirtió de que "no se puede cabalgar un tigre" pero que "tampoco se debe cebarlo a la vista de todo el mundo". "Haga usted lo que quiera, yo ya le digo que ese tigre no se va a convertir en vegetariano y a lo mejor le acaba devorando a usted mismo", prosiguió.