Una parada con menos militares a causa de la crisis

Nueve naciones iberoamericanas, entre ellas Venezuela, estarán presentes con sus banderas en homenaje al bicentenario de su independencia

Desfilarán un 28% menos de efectivos a pie

Exhibirán 153 vehículos, un 26,8% menos, y 50 aeronaves frente a las 58 de 2009

nacional

| 11.10.2010 - Actualizado: 17:30 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Los Reyes presidirán este martes, la parada militar con motivo del Día de la Fiesta Nacional, en la que participarán casi un millar menos de miembros de las Fuerzas Armadas que el año pasado. Frente a los más de 4.200 militares, 209 vehículos y 58 aeronaves del año pasado, en esta edición desfilarán algo más de 3.000 militares, 153 vehículos y 50 aeronaves ante la tribuna de autoridades, situada en la Plaza de Lima por segundo año consecutivo.

Este año, como homenaje especial, desfilarán las banderas y estandartes portados por militares de nueve países iberoamericanos: Argentina, Chile, Colombia, Ecuador, El Salvador, Paraguay, Venezuela, Bolivia y México, con motivo de la celebración de los bicentenarios de su independencia.

Una vez que a las 10.00 horas lleguen los Reyes, los Príncipes de Asturias, la infanta Elena y los duques de Lugo, comenzarán los actos oficiales, que arrancarán con los honores militares a don Juan Carlos, como capitán general de las Fuerzas Armadas. Tras la revista a un batallón de la Guardia Real por parte del Rey, acompañado por el jefe del Estado Mayor de la Defensa, general José Julio Rodríguez, se producirá el salto de un equipo de la Patrulla Paracaidista Acrobática del Ejército del Aire (Papea), que se lanzará desde un avión C-212 y tomará tierra con la bandera nacional ante la tribuna de autoridades.

RECUERDO A LOS CAÍDOS

Seguidamente se izará y se homenajeará a la enseña nacional y a los que dieron su vida por España, al son de "La muerte no es el final". Este homenaje presidido por el Rey, acompañado por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el presidente del Congreso de los Diputados, José Bono, recuerda a los siete militares y un intérprete español adscrito al Ejército que han fallecido en 2010 (cuatro en Afganistán y cuatro en Haití).

A continuación comenzará el desfile terrestre con la sección de motos de la Guardia Real, acompañada por el Mando y Estado Mayor de la Brigada Paracaidista del Ejército de Tierra (Bripac), la unidad actualmente desplegada en Afganistán, la unidad de veteranos de los tres ejércitos y de la Guardia Civil, y la unidad de reservistas voluntarios.

Seguidamente, la agrupación motorizada pasará frente a la tribuna de autoridades y el Ejército de Tierra exhibirá el personal y los medios de los Regimientos de Artillería Antiaérea 71, 72 y 74 y del de Artillería de Campaña número 63, entre otras unidades. También participarán en este bloque la Unidad Militar de Emergencias (UME) y la Guardia Civil, con el Seprona incluido.

A partir de este momento se intercalarán los desfiles terrestres y aéreos. Por el Paseo de la Castellana pasarán los medios acorazados encabezados por el Regimiento de Infantería Acorazado Alcázar de Toledo 61, que estará acompañado por el de Infantería Mecanizada Asturias y por la Brigada de Caballería Castillejos II, con sede en Zaragoza, así como una unidad del Tercio de Infantería de Marina.

DESFILE AÉREO

Por el aire lo harán las 50 aeronaves de los ejércitos de Tierra, del Aire y la Armada. Harán pasadas los cazabombarderos F18, Mirage F1, F5 y Eurofighter, los aviones de transporte C295, el reabastecimiento en vuelo Boeing 707 y aviones especializados en extinción de incendios CL215 Canadair, los "apagafuegos" .

Le seguirán los aviones Harrier de la Armada y los helicópteros navales SeaHawk, los helicópteros de transporte Cougar y Chinook y el de combate Tigre del Ejército de Tierra.

El cierre del desfile aéreo lo marcará una pasada de los siete aviones de la acrobática Patrulla Águila del Ejército del Aire.

BANDERAS Y ESTANDARTES

De nuevo a pie, comenzará la última parte de la parada militar con un batallón de la Guardia Real, que dará paso a las banderas y estandartes de todos los que han desfilado y a los alumnos de las escuelas militares de los ejércitos y de la Guardia Civil.

También lo harán las banderas y estandartes de Argentina, Chile, Colombia, Ecuador, El Salvador, Paraguay, Venezuela, Bolivia y México, países homenajeados en esta edición.

Como colofón desfilarán las unidades que más visión tienen para la sociedad, porque son las que participan en misiones en el exterior o en acciones más cercanas con los ciudadanos.

La segunda agrupación a pie estará formada por un batallón mixto de la Armada con infantes de Marina, una compañía de la Unidad Militar de Emergencias (UME) y las unidades de paso específico, el Tercio Duque de Alba de la Legión, con su rápido avance a 160 pasos por minuto, y los Regulares de Ceuta y Melilla, que volverán a mostrar su característico uniforme con aires arábicos y su lenta cadencia de desfile, a 90 pasos por minuto.

Cerrarán el desfile las unidades a caballo de la Sección Hipomóvil de la Guardia Real y el Escuadrón de Sables de la Guardia Civil, antes de que una unidad de la Armada arríe la bandera nacional que presidir

la parada.

Al finalizar el desfile, los reyes don Juan Carlos y doña Sofía ofrecerán en el Palacio de Oriente la tradicional recepción con motivo del Día de la Fiesta Nacional.